LA TEMPORADA TURÍSTICA TUVO UN BUEN REPUNTE

LA TEMPORADA TURÍSTICA TUVO UN BUEN REPUNTE

Pese a los inconvenientes registrados a finales de año por la explosión de un transformador de energía en Flandes, la ocupación hotelera de Girardot se duplicó con respecto a la temporada de vacaciones de 1996.

11 de enero 1997 , 12:00 a. m.

Según informaciones de los más importantes hoteles de la ciudad, la mayoría de sus habitaciones están reservadas hasta el próximo lunes, cuando empezará a decaer la temporada alta en esta región de Cundinamarca.

Como ha sido tradicional en Girardot, la época de turistas empezó el 27 de diciembre. La mayoría de nuestros clientes están en Bogotá. Ellos deciden pasar la Navidad en familia y para el Año Nuevo empiezan a trasladarse hacia acá para empatar con las vacaciones , dijo Jorge Paéz, gerente del hotel Tocarema.

En ese establecimiento estaban llenas, para el fin e inicio de año, 130 de las 146 habitaciones que tenían disponibles, lo que dio como resultado que allí estuvieran alojadas 350 personas desde el 27 de diciembre hasta el 6 de enero.

Páez dijo que un promedio de 60 habitaciones están reservadas para lo que falta de temporada, es decir, hasta el lunes próximo. Sobre los problemas de energía el 30 y 31 de diciembre, y primero de enero, que afectaron a gran parte de la región, Páez dijo que el Tocarema no tuvo ningún inconveniente pues posee plantas de emergencia.

Igual situación vivió el Girardot Resort Hotel, que, según su gerente, José Luis Perinni, tuvo un incremento del 53 por ciento con respecto a la temporada de enero de 1996, siendo en 87 por ciento la ocupación acumulada a esta fecha, desde que comenzó la temporada grande el 27 de diciembre. En las mismas fechas el año pasado, el porcentaje de ocupación apenas llegó al 49 por ciento.

Así las cosas, en el Resort estuvieron alojadas en esta época unas 457 personas. Poseemos plantas de energía así como amplia reserva de agua tratada. Algunos huéspedes que habían hecho sus reservaciones llamaron angustiados por lo del racionamiento, pero al explicarles nuestra situación, ninguno canceló , dijo Perinni.

Esta situación, para algunos hoteleros, se debió a que se mantuvieron las mismas tarifas del año 96.

La otra cara Pero para José Santofimio Torres, gerente del hotel Bachué, las noticias difundidas por un noticiero de televisión en el sentido de que Girardot no tendría energía para el Año Nuevo sí ocasionaron problemas. Muchos cancelaron aterrorizados porque no habría servicio. Eso nos perjudicó a varios , dijo.

En igual sentido se pronunciaron los hoteleros de Melgar (Tolima), que en un comunicado manifestaron que la situación originada por el racionamiento en la zona los perjudicó.

La cena de San Silvestre fue un caos. Familias enteras que nos habían reservado desistieron por el problema de la luz. Esa situación nos afectó, pues también perdimos alimentos, especialmente mariscos que se descomponen rápido por la carencia de energía , dijo una fuente de los hoteleros de Melgar.

Sin embargo, allí la temporada turística empieza a mejorarse, especialmente desde el puente festivo de los Reyes Magos.

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.