Secciones
Síguenos en:
La caída de la Fiscal de hierro

La caída de la Fiscal de hierro

Viviane Morales estaba tan convencida de que se mantendría en el cargo de Fiscal General que, el pasado martes, minutos antes de que el país conociera que su elección quedaba anulada, seguía preparando un viaje a México, donde asistiría a una cumbre antinarcóticos.

Por: REDACCIÓN EL TIEMPO
04 de marzo 2012 , 12:00 a. m.

El peor escenario que ella y sus asesores habían previsto era que su período no iba a durar cuatro años y que tendría que retirarse en julio del 2013, por los 16 meses que la Corte se demoró en elegir.

La noticia de su salida la supo minutos antes de que el Consejo de Estado la hiciera oficial. Luego de leer un mensaje de chat, por primera vez en más de 13 meses, en la Fiscalía vieron llorar a la mujer que manejó con mano de hierro el organismo más poderoso de la justicia colombiana, desde donde impulsó procesos claves como el de Agro Ingreso Seguro, las 'chuzadas' del DAS y los señalamientos contra el excomisionado de Paz Luis Carlos Restrepo, hoy en calidad prófugo.

De hecho, el diario The Washington Post aseguró que Morales era una "molestia para la derecha colombiana" e hizo mención directa a los procesos contra exfuncionarios del gobierno de Álvaro Uribe, sus más acérrimos críticos.

Gente cercana a la saliente Fiscal afirma que magistrados allegados al expresidente Uribe catapultaron la demanda contra su elección por la que muy pocos apostaban.

Pero Morales no fue la única sorprendida con la decisión. Desde sus detractores hasta el alto Gobierno creían que el fallo se iba a demorar al menos dos o tres semanas y que, en todo caso, no reviviría el fantasma de la interinidad que se tomó la Fiscalía tras la salida de Mario Iguarán.

Aunque nadie lo admite oficialmente, en contra suya jugó otro asunto que según Morales es personal pero que golpeó su administración e imagen: la relación con el polémico excongresista Carlos Alonso Lucio -exasesor de organizaciones ilegales-, con quien se casó por segunda vez después de haber sido ternada por el presidente Juan Manuel Santos y elegida por la Corte Suprema.

Es un hecho que en la Corte había incomodidad con el tema. Tanto así que no le quiso conceder ninguna de las audiencias que ella solicitó en los últimos meses, en un intento por asegurarse un respaldo simbólico de sus electores.

Fuentes cercanas a la Corte dicen que ese distanciamiento se reflejó en la relativa tranquilidad con la que sus magistrados recibieron un fallo que cuestiona el procedimiento que siguieron para elegir Fiscal en diciembre del 2010.

También explicaría por qué este viernes en la Corte no se descartaba nombrar a un Fiscal ad hoc. La juventud y poca trayectoria de Wilson Martínez, vicefiscal de Morales, son factores de discusión entre magistrados y en el mismo Gobierno.

Nueve horas de tensión Todos esos factores rondaron una decisión que jurídicamente tiene pleno sustento: la Corte violó su reglamento al elegir a Morales con 14 y no con los 16 votos requeridos, a pesar de que la ponencia inicial -elaborada por el magistrado Alberto Yepes- la favorecía. Aunque el debate final se dio el martes en Sala Plena, la mayoría de consejeros ya tenía una postura definida desde el pasado fin de semana.

Los magistrados Luis Vergara, Mauricio Fajardo y Enrique Gil lideraron el bloque que demolió los argumentos jurídicos de Yepes. Ellos dejaron en evidencia la incongruencia de que la Corte hubiera elegido a 5 Fiscales en los últimos 20 años con 16 votos o más y hubiera hecho una excepción legal inadmisible.

- Expectativa por cómo será nueva votación Si bien está pendiente que el presidente Juan Manuel Santos revele los nombres de quienes integrarán la terna para Fiscal, las expectativas también están puestas en que la Corte Suprema de Justicia no tarde el mismo tiempo (16 meses) que le tomó elegir en el 2010. Expertos aseguran que el alto tribunal tiene el "deber con el país, la justicia y sus propias funciones", de lograr un consenso y evitar otro largo periodo de interinidad en la Fiscalía.

"La Corte debe comprometerse a poner un límite de votaciones, y si no logra el nombramiento, plantear una solución sin caer en un error de procedimiento", dijo el exprocurador Jaime Bernal Cuéllar. El alto tribunal ha dado señas de que este nuevo proceso de votación no será igual. La espera también está ligada al tiempo que el Consejo de Estado tome para elaborar el texto de su decisión, en la que daría pistas sobre de cuál terna se deberá partir.

(PASA A LA PAGINA 4)

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.