Secciones
Síguenos en:
CRECIMIENTO LIMITADO EN ARGENTINA

CRECIMIENTO LIMITADO EN ARGENTINA

Aunque aliviados porque México logró evitar el incumplimiento de sus compromisos de deuda, cuyas consecuencias se habrían sentido en otros países de la región, los sudamericanos creen que las consecuencias de la crisis del peso mexicano limitarán el crecimiento económico del continente durante por lo menos este año.

Aunque México evitó el colapso, la crisis coloca una gran interrogante sobre los mercados emergentes, especialmente los de América Latina , afirma el economista Pedro Lacoste. Creo que tendrá un efecto duradero .

Aunque los mercados sudamericanos subieron tras el anuncio el lunes del paquete de ayuda del presidente Bill Clinton, Lacoste cree que este año Argentina recibirá sólo la mitad de los US$10.000 millones en inversión directa y de cartera que ingresaron al país en 1994. En consecuencia, Lacoste redujo su proyección del crecimiento económico de Argentina durante 1995. Antes de la crisis, la cifra era de entre un 4% y un 5%; ahora es de entre un 1% y un 3%.

Brasil, que el año pasado tuvo un repunte gracias a un nuevo programa económico que redujo drásticamente la inflación e impulsó el crecimiento, también sentirá el impacto del enfriamiento de la inversión regional, afirman los analistas. Lars Schonander, economista para América Latina de Baring Securities, afirma que tras la debacle del peso, espera que Brasil registre una tasa de crecimiento de alrededor de un 3% durante 1995; su proyección anterior era del 5%.

El crecimiento económico en Argentina será más lento en parte porque es probable que las empresas argentinas no podrán acudir a los mercados de capital internacionales para conseguir financiación con la misma facilidad que en el pasado. Alfredo Enrique Pochintesta, director de finanzas de Astra Group SA, dijo que esta empresa energética espera lanzar una ADR. Pero cree que el mercado, resentido por la situación mexicana, no sentirá apetito por las nuevas emisiones latinoamericanas hasta fines de 1995.

La crisis mexicana también ayudó a sacar a la superficie algunas debilidades subyacentes en la economía argentina. Por ejemplo, tres instituciones financieras de Buenos Aires cerraron después de la devaluación mexicana y otras reducen personal y sucursales de forma acelerada. La verdad es que había demasiadas instituciones financieras y algunas no se administraban con prudencia , indica Eduardo Tapia, gerente de la oficina de Buenos Aires de Baring Securities.

Uno de los pocos aspectos positivos del trauma mexicano es que quedó demostrado que el plan argentino de convertibilidad, mediante el cual el peso argentino está vinculado directamente al dólar, puede soportar una crisis severa.

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.