MUSEO DEL CALABAZO, UN HOMENAJE AL ARTE

MUSEO DEL CALABAZO, UN HOMENAJE AL ARTE

Con sorpresa y agrado los amantes de las artesanías han recibido el Museo del Calabazo, ubicado a pocos kilómetros de San Antero (Córdoba), a un lado de la carretera que de Lorica conduce a Coveñas (Sucre).

19 de abril 1995 , 12:00 a.m.

Hace tres años, el antropólogo Albeiro Santana llegó de Tuluá (Valle) para revolucionar con sus ideas a los artesanos de la región bajo sinuana. La idea caló y gustó, en especial entre los expertos en la materia y los turistas en general, por las novedades que ofrece.

Desde su arribo se dedicó día y noche con su taller móvil, instalado en cualquier lugar, a perfeccionar las muestras artesanales que iba encontrando en aquellas comunidades del bajo Sinú, en donde proliferan artistas de manos hábiles y de mentes despiertas para esta actividad, pero en especial entre la población indígena.

Santana se dedicó, sin irrespetar las ideas originales, a mejorar algunos detallitos de los originales, los cuales hoy se exhiben en su Museo del Calabazo, considerados verdaderas joyas que han sido la admiración de propios y extraños.

Dice Albeiro Santana que con este gran esfuerzo busca recuperar todos los valores culturales que parecía se perdían, y aumentar y diversificar los ingresos de las familias campesinas e indígenas de las regiones del bajo Sinú y de toda la zona del Golfo de Morrosquillo.

En busca de artesanías Este antropólogo vallecaucano inició su peregrinar por el sur del país, en busca de las comunidades que confeccionaban hermosas artesanías.

Trabajó por algún tiempo en regiones del Putumayo, pasando de allí a las veredas chocoanas. Estuvo por varios meses en pueblitos ecuatorianos, habitados por indígenas que se encuentran perdidos en la geografía del vecino país.

Por fin, hace tres años llegó a Córdoba, región rica en manos prodigiosas en la fabricación de las más increíbles artesanías.

El Museo se construyó con varas de mangle y techos de palma para el salón de exhibición y ventas, en tanto que en lo último hay una especie de bohío donde residen varios artesanos.

Hermosos bangaños o calabazos, materiales en los que se diseñan vajillas, en el más sofisticado arte indígena Zenú; increíbles cerámicas fabricadas por los indígenas del pueblo de San Sebastián, en el municipio de Lorica; guacas y demás implementos procedentes de Momil y todo el arte indígena en caña flecha de los resguardos indígenas de Tuchín y San Andrés de Sotavento. Estamos satisfechos con lo que hemos vendido en esta corta temporada de Semana Santa , señaló La labor artesana se extenderá al resguardo indígena de Comején, donde Albeiro Santana montará una escuela - taller móvil, en la que se enseñará bisutería y trabajos en semilla.

Esta escuela -taller se extenderá igualmente a la cabecera municipal de Lorica y a todas las poblaciones circundantes, también en el municipio de Moñitos, con sus corregimientos Las Flores y Las Mujeres, hasta cubrir todo el territorio del bajo Sinú, en donde haya artesanías.

En la organización y funcionamiento del Museo se ha recibido el apoyo de la Oficina de Turismo y Extensión Cultural, a cargo de Otilia Berrocal, donde trabajan además de Santana, dos los antropólogos y la socióloga Marta Cardona.

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.