Secciones
Síguenos en:
POSIBLE ALZA DE LOS INTERESES ANTE LA FUERZA ECONÓMICA DE EE.UU.

POSIBLE ALZA DE LOS INTERESES ANTE LA FUERZA ECONÓMICA DE EE.UU.

El mercado de de deuda del Tesoro de Estados Unidos concluyó el verano boreal de la misma manera que comenzó: desafiando los pronósticos mejor fundados de los expertos. (VER GRAFICA: ALZA INCESANTE)

Por: REDACCIÓN EL TIEMPO
02 de septiembre 1996 , 12:00 a. m.

Por segundo viernes consecutivo, los precios de los bonos bajaron a raíz de la publicación de datos económicos inesperadamente robustos, lo que obligó a los economistas y analistas de Wall Street a afilar sus lápices y emitir nuevos pronósticos.

Cuál es el consenso? América Latina debe prepararse para un posible aumento de sus tasas de interés a consecuencia del alza de las de EE.UU. Los datos de la última semana confirman la extraordinaria capacidad de recuperación de la economía estadounidense.

La Fed ha puesto a todos sobreaviso de que tiene el dedo en el gatillo , dice Frederick Briemyer, copresidente del comité de asesoría económica de la Public Securities Association, grupo del sector de bonos, refiriéndose a informes de que a los miembros del comité de fijación de políticas de la Fed les preocupa el robusto ritmo del crecimiento económico de EE.UU. Pueden apretar el gatillo en cualquier momento y aumentar las tasas. Las cifras de esta semana no serán positivas para nadie , dijo.

Alza inesperada Después que la Asociación Nacional de Directores de Compras dio a conocer que el índice de actividad empresarial de Chicago había subido inesperadamente de 51,2 a 60 en agosto, los corredores comenzaron a recibir un torrente de pedidos de venta de especuladores e inversionistas institucionales, algo poco común para el último viernes del verano boreal en EE.UU.

Por qué querría invertir yo a largo plazo ante las cifras que se avecinan? , preguntó un inversionista que tiene grandes posiciones en fondos de pensión, quien dijo que había vendido pagarés a 10 años y bonos a 30 años para equilibrar su cartera y hacerla así menos vulnerable a tasas de interés más elevadas. Agregó que esta semana es absolutamente fundamental .

Hoy se dará a conocer la información a nivel nacional de los directores de compras, junto con datos sobre la venta de automóviles. El informe clave del empleo se dará a conocer el viernes. Estos informes _que llegan todos a la vez tras la revisión al alza del pronóstico del PIB en el segundo trimestre, una fuerza inesperada de la venta de viviendas nuevas y cifras estables de venta en el sector minorista_ podrían causar estragos en un mercado de deuda ya nervioso.

El mercado se muestra ahora bastante voluble y esta información ha sorprendido a muchos , dice Kim Peters, jefa de investigación empresarial y administradora de cartera de State Street Research en Boston, que administra US$20.900 millones en activos de renta fija.

Creo que la Fed aumentará las tasas y no creo que un alza de 0,25 puntos porcentuales sea suficiente. Habrá que tomar medidas más fuertes para evitar la acumulación de presiones inflacionarias, dice Peters.

De hecho, la posibilidad de que la Fed aumente las tasas de interés ha surgido nuevamente en las pantallas de radar de los corredores de Wall Street. La prueba que necesitarán los máximos responsables en materia de política monetaria para tomar esta decisión, según estos pesimistas, es el informe del empleo del viernes, que la mayoría espera indique la creación de 300.000 empleos en agosto y que la tasa de desempleo ha bajado a un 5,2%. Briemyer sostiene que para que repunte el mercado de deuda del Tesoro, la cifra de empleos nuevos tendría que estar más cercana a 200.000 y la tasa de desempleo tendría que mantenerse igual, a un 5,4%, resultados que pocos creen posible después de observar las solicitudes de seguro por desempleo durante el mes pasado.

Pronósticos errados No cabe duda que los expertos en pronósticos del mercado se han equivocado varias veces este año. Desde principios de marzo, las robustas cifras de empleo, junto con otras señales de fuerza económica, han agitado a los inversionistas en bonos y provocado advertencias de que la Fed actuaría de manera rápida y decisiva para aumentar las tasas y detener de un golpe la inflación. En su lugar, los banqueros centrales han optado por no cambiar las tasas de préstamo clave y dejar que el mercado imponga su disciplina.

Hace sólo un mes, esta estrategia parecía funcionar, según los economistas y analistas. Las ventas minoristas se desaceleraban y las tasas más altas de préstamo finalmente parecían frenar el mercado alcista de viviendas. Lo que es más, en julio sólo se crearon 193.000 empleos, lo que parecía cerrar completamente la puerta a las perspectivas de una política monetaria más estricta.

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.