Secciones
Síguenos en:
RESCATAN A UN COMERCIANTE Y A UNA MENOR

RESCATAN A UN COMERCIANTE Y A UNA MENOR

La Unidad Antiextorsión y Secuestro (Unase) de la Policía rescató ayer al comerciante Víctor Rubén Muñoz Salazar en el área rural de Villapinzón (Cundinamarca).

Cuatro de los plagiarios, que se identificaron como miembros del frente 22 de las Farc, fueron detenidos.

El secuestro del comerciante se registró el pasado 21 de noviembre en las calles de Bogotá.

A los pocos días, y después de llamadas intimidatorias, los delincuentes enviaron una carta a los familiares.

En la misiva, los secuestradores amenazaron con remitir los genitales del secuestrado.

Esto, según la Unase, como muestra de supervivencia y para forzar el pago de 1.500 millones de pesos por el rescate del comerciante.

Ayer, a las cinco de la mañana, los comandos de asalto de la Unase se tomaron un cambuche en la finca Santa Isabel, en las afueras de Villapinzón.

Allí, tras rodear la vivienda y rendir a los plagiarios, las unidades rescataron al comerciante y detuvieron a Carlos Martínez, Ramón Carvajal, Angel Martín Casallas y Ernesto Barón Rojas.

Según el balance oficial, a los capturados les incautaron armas de fuego y documentos.

Los sujetos quedaron a disposición de la Fiscalía, en donde serán investigados por infringir la ley. Los elementos incautados pasaron a inteligencia policial.

El comandante de la Unase, coronel Alfredo Rodríguez Pérez, dijo que durante 1995 se produjo el rescate de 60 secuestrados; la captura de 200 plagiarios y 300 extorsionistas, en desarrollo de operaciones realizadas por la Policía.

Rescate de una menor Una joven de 16 años de edad, que al parecer había sido plagiada para que ejerciera labores de prostitución en Bogotá, fue liberada por la Policía en una operación efectuada en el centro de la capital del país. Una mujer fue detenida.

La joven había sido secuestrada desde hace seis meses en Pereira, su ciudad natal, cuando un hombre se le acercó y le planteó la posibilidad de que fuera a trabajar y a estudiar a Bogotá. La menor salió de allí y no se volvió a conocer de su paradero.

Según la Policía, la menor, entusiasmada con la promesa de conseguir trabajo y estudio, llegó a Bogotá, en donde la internaron en una casa del centro de la ciudad. Allí debía realizar oficios caseros y fue sometida a malos tratos.

En su casa en Pereira, mientras tanto, los familiares pusieron la denuncia en la Unidad Antiextorsión y Secuestro (Unase) de la Policía, que comenzó la investigación.

Ayer concluyó la operación con la detención de una mujer y la liberación de la joven.

Según la Policía, la joven era mantenida encerrada en la casa bajo la amenaza de denunciarla por ladrona ante las autoridades.

Los plagiarios, dijo el coronel Alfredo Rodríguez, comandante de las Unase de la Policía, habrían participado en por lo menos tres casos más de secuestro de jovencitas para prostituirlas en Bogotá.

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.