Secciones
Síguenos en:
NUNCA HE SIDO UNA MUJER PERFECTA

NUNCA HE SIDO UNA MUJER PERFECTA

Su mirada tranquila y dulce parece bañar con sus ojos azules todo lo que contempla. Su caminar pausado, la serenidad que muestra su voz y el brillo radiante de su sonrisa discreta, constatan que la búsqueda de la perfección de una mujer se encuentra precisamente allí. En su presencia. En eso y nada más.

Bo Derek, la actriz norteamericana de varias películas de éxito, por fin cumplió uno de sus viejos sueños: conocer las montañas y los paisajes colombianos. Siempre lo había querido hacer. Y precisamente esta semana, para promocionar la imagen de la tienda de videos Blockbuster Video, la actriz llegó a Bogotá Como siempre: llegó, habló y encantó. Y es que, a pesar de los años que no dejan de pasar, la actriz Derek sigue con su magia. La misma que encantó hace ya casi 20 años a su esposo John.

En 1973, cuando el realizador estadounidense John Derek la vio por primera vez trabajando como modelo y practicando surfing, no perdió ni un momento para acercársele y pedirle que protagonizara su próxima película, Erase una vez. Allí interpretó a una mujer que vive una apasionada historia de amor enmarcada en el calor y en los claros paisajes de las islas griegas.

A partir de ese momento, el sentimiento amoroso se fue alimentando y creciendo entre ellos y durante el rodaje de esta producción John y Bo iniciaron una romántica relación amorosa. Cuatro años más tarde se casaron. Y siguen felizmente casados. Si yo fui en algún momento 10 la mujer perfecta , mi marido es hoy 10 el hombre perfecto , dijo la actriz durante la entrevista que le concedió ayer a EL TIEMPO.

Convertida en Jane, la inmortal heroína de Tarzán, una mujer que fue capaz de seducir a un orangután, Bo Derek siguió así con su carrera cinematográfica. Contando con escasos 24 años, tuvo que soportar la mala crítica por su actuación en esta cinta y se llegó a afirmar que no actuaba sino que se limitaba a exhibir su cuerpo semidesnudo.

Un cuerpo que en la actualidad sigue cultivando pero sin ser excesiva con sus cuidados. Tampoco hace ejercicios exagerados ni lleva dietas estrictas. Simplemente me mantengo muy ocupada , agregó.

Así, intensamente ocupada, la pudimos observar en esa comedia plena de sentimientos, 10 la mujer perfecta, al lado de Dudley Moore y realizada por uno de los más importantes directores de comedias fílmicas norteamericanas, Blake Edwards. En esta película, Bo Derek creó un modelo para ser imitado por toda una generación en la década de los años ochenta. Su pelo largo, rubio y mojado con trenzas, sus vaporosas ropas blancas mojadas por el mar, su vestuario de playa, marcaron los signos de un estilo femenino para una gran cantidad de mujeres que quisieron imitarla.

Y continuó presentándose en las salas oscuras en películas como Un cambio en la estación, con Shirley MacLaine y Anthony Hopkins. Una película que pasó con mucha pena y sin gloria. Intentó recuperar su importancia en el cine con Orca, la ballena asesina, al lado de Richard Harris y de Charlotte Rampling. Pero resultó siendo apenas una figuración y una oportunidad más para reafirmar sus atributos físicos.

Así, en todo su esplendor aparece tímida y osada en Bolero. Un homenaje a la música y al amor. Esta película es la confirmación de una tendencia que se fue desarrollando muy a pesar de ella. El desnudo o la insinuación del cuerpo femenino velado por atmósferas tenues y muchas velas prendidas y las pocas secuencias de cama. Con Bo Derek el erotismo encuentra su máxima discreción.

Y llegó el ocaso para la estrella. No volvió a figurar en ninguna otra película importante. Hasta cuando se le presentó la oportunidad de actuar al lado de Anthonny Queen en Los fantasmas no pueden hacerlo.

Hoy se encuentra viviendo en una hacienda en el centro de California dedicada a la crianza de caballos españoles. Pero y del cine qué?. Ahora estoy realizando una serie de documentales sobre el cuidado de la fauna y de la conservación de la vida salvaje. Probablemente en el mes de enero viaje a Asia a actuar en una película .

Sus preferencias fílmicas se esconden en su memoria. Su actor favorito es John Gelgoud y sobre la mejor actriz de todos los tiempos no está segura de poder enunciar algún nombre. Sus películas predilectas apuntan hacia la épica. Esas coproducciones que reconstruyen momentos históricos importantes como Lawrence de Arabia o Cleopatra. Precisamente en Cleopatra me hubiera gustado actuar y más aún, creo que hubiera sido la Cleopatra perfecta. Me gustaría actuar en una película de vaqueros, ser una mujer con pistolas atrapando asaltantes de bancos y galopar por esas llanuras abiertas , concluyó la actriz que a sus más de 40 años aun luce sensual con sus jeans desteñidos y sus botas tejanas. Quizás a la espera de convertirse en la vaquera perfecta.

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.