Secciones
Síguenos en:
AYER SEGUÍA LA REVISIÓN DE CARROS

AYER SEGUÍA LA REVISIÓN DE CARROS

La eliminación de la revisión técnico-mecánica para los vehículos particulares, lo mismo que del certificado de movilización de que habla el decreto 2150, mediante el cual se eliminaron 203 trámites en todo el país, creó confusión en Bogotá.

Ayer, en la serviteca de Alamos, donde se realiza la revisión de los vehículos, había mucha incertidumbre. Según Oscar Reyes, gerente del diagnosticentro, la confusión comenzaba por saber si lo que se había abolido era la revisión, el certificado o las dos cosas.

Hoy continuamos la revisión vehicular común y corriente, porque de no hacerlo estaríamos incumpliendo el contrato que tenemos con la Secretaría de Tránsito y Transporte (STT) , explicó Reyes.

El año pasado, la STT entregó, en una concesión a diez años, la revisión técnico-mecánica de los carros de Bogotá a la firma Orlando Riascos y Cía Ltda. Al abolir este trámite, la concesión quedaría solo para el servicio público.

Reyes dijo que la medida había repercutido notoriamente en la afluencia de vehículos para revisar ya que ayer, hacia las 3 de la tarde, solo se habían hecho unas 200 revisiones, cuando lo normal es que a esa hora la cifra sobrepase los 400 carros.

Así mismo, Roberto Janiot, administrador de los diagnosticentros de Alamos y Tunal explicó que el concesionario se va a ver afectado ya que de ahora en adelante, según el decreto, solo se le permitirá revisar los vehículos de servicio público con los cuales se le reduce el parque automotor en el 15 por ciento, lo que a la vez rebaja sus ingresos.

Adicionalmente, dijo que la medida dejará en manos de nadie el control de emisiones contaminantes de los carros y la seguridad del parque automotor. Señaló también que está a la espera de que la STT comunique oficialmente al concesionario el futuro del contrato que tienen sobre la revisión técnico-mecánica.

Por su parte, el alcalde Antanas Mockus explicó que al suprimir las revisiones de carros, se estudiará la posibilidad de imponer sanciones a los conductores que se varen en la calle.

En Europa se sanciona con una multa equivalente a las tres cuartas partes del valor de los vehículos. Esto podría pensarse para Bogotá. Al empezar a regir la norma, cada conductor será responsable de su automotor. Si no lo es, pagará por ello , dijo Mockus.

Así mismo, el Alcalde explicó que con respecto al contrato con la firma Orlando Riascos, se estudiaría la opción de que funcione como un taller en donde los carros van a hacer las revisiones de sus vehículos y a saber qué tiene que arreglar para mantenerlo en buen estado. Sin embargo, hasta el momento no podemos decir nada, sin estudiar bien la situación .

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.