Secciones
Síguenos en:
Lula le da espaldarazo a Santos como líder regional

Lula le da espaldarazo a Santos como líder regional

El ex presidente de Brasil Luiz Inácio Lula da Silva hizo ayer un fuerte elogio del papel regional que comienza a mostrar el presidente de Colombia, Juan Manuel Santos.

En el Primer Foro de Inversión Colombo-Brasileña, en Bogotá, Lula dijo que ningún científico social previó lo sucedido tras la elección de Santos, pues Colombia vive un momento de tranquilidad extraordinaria con algunos vecinos polémicos. "Estoy convencido de que estos resultados se deben a su visión política", e indicó que Santos "está marcando en Unasur una acción política muy importante".

Así lo dijo el ex presidente a un auditorio de alrededor de 500 empresarios y funcionarios de alto nivel de Colombia y Brasil, al instalar el foro organizado por el Banco Interamericano de Desarrollo (BID) y Proexport, con el respaldo de EL TIEMPO y Portafolio.

Para Lula, "la lección que el presidente Santos le está dando a toda nuestra América es que quien vence en una elección, con un mandato, con un plazo determinado, no puede dedicar una parte de su triunfo a tratar de pelearse con la oposición o con otros, sino que tiene que dedicarse a construir la paz".

Agregó que, a su juicio, "Colombia ya tiene problemas internos graves con las Farc" y que "la paz con los vecinos es lo que sí puede permitir que Colombia y Brasil o Colombia y otros países tengan un desarrollo extraordinario".

El ex mandatario brasileño señaló que ante la crisis de la que no logran salir los países ricos, y que amenaza con arrastrar a todo el planeta, el potencial de crecimiento de América Latina indica que "llegó el momento de que pensemos en nosotros mismos".

El popular ex mandatario explicó que no se trata de no considerar a los amigos ricos, como Estados Unidos y la Unión Europea, sino de que los países latinoamericanos se pregunten "dónde está nuestro potencial de crecimiento". Y la respuesta obvia es que está "entre nosotros mismos" y que hay que identificar las grandes inversiones estratégicas para lograrlo.

Dirigiéndose a Santos, le dijo que estaba seguro de que con la presidenta brasileña, Dilma Rousseff, "pueden hacer mucho más de lo que hicimos el presidente (Álvaro) Uribe y yo; teníamos una buena relación, pero con mucha desconfianza, no confiábamos el uno en el otro", expresó.

Por su parte, el presidente Juan Manuel Santos destacó que al país nunca había venido una misión empresarial brasileña de tal calibre en un momento interesante para Colombia, para Brasil y para el mundo.

El mandatario colombiano dijo que tres de las cinco locomotoras definidas en el Plan de Desarrollo pueden ser de gran interés para los inversionisitas brasileños: infraestructura, agropecuaria y minería y petróleo, áreas en las que Brasil tiene una gran experiencia, que puede aportar al desarrollo colombiano.

Santos enfatizó en que el objetivo fundamental de su gobierno es lo social, buscando la reducción de la pobreza y más equidad en la distribución del ingreso.

Tras su participación en el foro, después de las seis de la tarde, Lula recibió honores militares como abrebocas de un homenaje de Bogotá, en el que la alcaldesa (e), Clara López, lo declaró huésped ilustre. La funcionaria pronunció un emotivo discurso en el que destacó el origen obrero del ex mandatario. Luego, Lula alternó espontáneamente con asistentes al acto, como los jóvenes de los coros.

De otra parte, ante la alusión de Lula sobre la desconfianza, el ex presidente Álvaro Uribe respondió con varios mensajes en Twitter: "Lula hoy confiesa que me tuvo desconfianza, pero la inversión de Brasil tuvo toda la confianza: cifras"; "Lula combatía a Chávez ausente y temblaba frente a Chávez presente".

Un discurso parecido al de Chávez La intervención del presidente Juan Manuel Santos la semana pasada en la cumbre de Unasur sobre la necesidad de luchar contra el grave problema de la desigualdad en América Latina llevó a que la presidenta de Argentina, Cristina Kirchner, le comentara hace ocho días a su colega brasileña, Dilma Rousseff, que si hubiera tenido los ojos cerrados bien hubiera podido decir que el discurso era del presidente Hugo Chávez. Así lo contó Lula, que estaba en medio de las dos mandatarias.

Así mismo, Lula destacó el buen momento de la región que se refleja en las reservas internacionales: "¡Hasta Evo Morales tiene reservas!"

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.