Secciones
Síguenos en:
Plantean tareas para crecer el poco comercio con Brasil

Plantean tareas para crecer el poco comercio con Brasil

Que el ex presidente de Brasil Luiz Inácio Lula da Silva lidere la misión comercial de su país que aterriza hoy en Bogotá es una muestra de la importancia que el gobierno vecino le concede a esta visita.

Lo mismo puede decirse de Colombia, pues su presidente, Juan Manuel Santos, y el presidente del Banco Interamericano de Desarrollo (BID), Luis Alberto Moreno, junto a Lula, instalarán mañana el Primer Foro de Inversión Colombia- Brasil.

A lo anterior se agrega el nivel y la calidad de unos 500 asistentes al Foro, organizado por la Presidencia, Proexport y el BID, y con el respaldo de EL TIEMPO y Portafolio: por Brasil, para mencionar algunos, el ministro de Telecomunicaciones, los gobernadores de los estados de Río de Janeiro, São Paulo y Pernambuco, y empresarios como Marcelo Odebrecht, del Grupo Odebrecht, y José Sergio Gabrielli de Azevedo, de Petrobrás. Por Colombia, Luis Carlos Sarmiento, de la Organización Sarmiento Angulo; Germán Efromovich, de Avianca, y Carlos Raúl Yepes, del Grupo Bancolombia.

Pese a que los dos países comparten una frontera de 1.950 kilómetros, los expertos no conciben que el gigante suramericano y Colombia -que Luis Alberto Moreno augura que será la segunda economía latinoamericana- registren un intercambio comercial de menos de 3.300 millones de dólares el año pasado.

Un documento de investigadores del BID indica que el año pasado los gastos de fletes correspondían a 33,5 por ciento del valor final de las exportaciones colombianas a Brasil, mientras que en las exportaciones canadienses alcanzaron 32 por ciento, a pesar de que Canadá está a más del doble de la distancia.

Una de las manifestaciones más claras de la integración es la inexistencia de aranceles o tarifas muy reducidas que estimulen el comercio.

En el documento del BID 'Comercio e integración entre Brasil y Colombia: tumbando la pared', se muestra que, no obstante el crecimiento del intercambio bilateral en los últimos años, este fue apenas 0,7 por ciento del total del comercio de los dos países, principalmente por la baja participación de Colombia en el comercio brasileño.

Así mismo, que este año el arancel preferencial para la producción brasileña es 5,8 por ciento, más del doble del que les aplica Brasil a los bienes de Colombia, pero advierte que detrás de esos promedios existen picos para productos agrícolas e industriales que no serán desmontados a pesar del acuerdo integracionista, a lo que se suman las barreras no arancelarias que dificultan aún más el comercio.

Los investigadores del organismo internacional dicen que existen por lo menos cinco razones para que los dos países se muevan rápidamente hacia una zona de libre comercio: 1. Al involucrar mercados de menor porte que los de los acuerdos Norte-Sur, los acuerdos Sur-Sur, como el de Brasil y Colombia, deben eliminar las barreras no arancelarias para que aquellos no se vuelvan irrelevantes.

2. Como las industrias brasileña y colombiana enfrentan la fuerte competencia asiática, es clave maximizar las ganancias de escala de un mercado unificado.

3. A Colombia le interesa evitar que la aplicación de acuerdos ambiciosos, como el firmado con Estados Unidos y la Unión Europea, produzca costosos desvíos de comercio, y la manera más eficiente de hacerlo es con un mayor número de acuerdos comerciales, inclusive con países como Brasil.

4. No existe una justificación clara para que Brasil no elimine ya todos sus aranceles a los productos colombianos.

5. A Brasil le interesa ampliar su acceso preferencial al mercado colombiano, pues su único acuerdo comercial exhaustivo es con Mercosur.

El reto de reducir costos logísticos.

Según los investigadores del BID, bajar los costos de logísticos requiere tres tareas: 1. Nuevas inversiones en infraestructura.

2. Mejorar el marco regulatorio bilateral de los servicios de transporte para ampliar la oferta y la competencia.

3. Minimizar los costos y los tiempos de transacción en las aduanas.

Acuerdos de cielos abiertos como los que ambos países tienen con Estados Unidos son el tipo de iniciativas que ayudarían a generar más rutas, más frecuencias y mejor servicio para carga y pasajeros

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.