Secciones
Síguenos en:
SE DESANGRA LA PERLA DEL ORIENTE

SE DESANGRA LA PERLA DEL ORIENTE

La isla de Sri Lanka, antigua Ceilán, la que fuera la más bella colonia británica y conocida más popularmente como la Perla del Oriente , se encuentra sumergida en una matanza fratricida sin precedentes en los 20 años que ha durado su guerra civil.

En las últimas semanas las tropas del gobierno han capturado en una feroz batalla el 60 por ciento del territorio que durante una década controló de forma total la guerrilla tamil, y cuya capital, Jaffna, está a punto de caer.

La guerra srilanqués tiene como causantes, al igual que en la de Bosnia y otros conflictos intraestatales, a la religión, el idioma y una mayoría y una minoría enfrentadas por el derecho a un territorio igualmente deseado.

Sri Lanka, ubicada en el Océano Indico, está habitada principalmente por dos etnias: cingaleses (mayoritariamente budistas), que constituyen el 70 por ciento de los 17 millones de srilanqueses, y tamiles (hindus), que representan un 17 por ciento de la población.

El otro 7 por ciento está constituido por descendientes de los colonizadores europeos, y por musulmanes.

El conflicto actual lo protagonizan el ejército, de la etnia cingalesa, el grupo extremista cingalés Frente Popular de Liberación (Janata Vimukti Peramuna) y la organización tamil Tigres de la Liberación de la Patria Tamil.

Los Tigres buscan independendizar la región de Jaffna, norte de Sri Lanka, y proclamar su propio Estado Tamil, contra lo que evidentemente luchan sus rivales extremistas cingaleses, que actualmente cuentan con el apoyo del gobierno, que intenta recuperar Jaffna a toda costa.

Una vieja historia El conflicto srilanqués data del año 1948, fecha en que el país se independizó de Gran Bretaña. Ese mismo año, luego de que los británicos abandonaran la isla, los nacionalistas cingaleses expidieron una ley de ciudadanía mediante la cual arrebataban a los tamiles la nacionalidad srilanquesa y los declaraba apátridas, iniciándose el proceso de discriminación étnica.

Sin embargo, la violencia estalla en 1974 luego de una cruenta intervención de la policía en la Cuarta Conferencia Internacional de Estudios de la Lengua Tamil celebrada en Jaffna.

A raíz de esta ofensiva militar los partidos políticos tamiles se aliaron en la conformación del Frente Unido de Liberación Tamil para buscar la creación de un estado independiente.

Por su parte, los estudiantes se radicalizaron organizando una resistencia revolucionaria contra el terrorismo del Estado cingalés y la creación del Tamil Eelam (Estado Tamil Independiente).

Allí está el origen de los actuales Tigres de la Liberación de la Patria Tamil, con base logística en Madras, capital de Tamil Nadu (India), a solo 18 kilómetros de la costa norte de Sri Lanka. En la provincia india de Tamil Nadu habitan 50.000 tamiles indios que evidentemente simpatizan con sus hermanos tamiles srilanqueses.

En 1977 accedió al poder el Partido Nacional Unido, liderado por Junius Jayewardene, quien incumplió con su promesa electoral de restablecer los derechos de las comunidades minoritarias y aumentó la represión gubernamental.

Asimismo, este gobierno, cedió ante las presiones de los extremistas cingaleses, desconociendo constitucionalmente el idioma y la religión tamil.

En julio de 1983 se desgarró el país, luego de que los Tigres asesinaran brutalmente a trece soldados cingaleses. En represalia el ejército cingalés quemó la aldea tamil de Thennamarawady, mató a todos los hombres y violó a las mujeres.

El 29 de julio de 1987 el presidente de Sri Lanka Junius Jayewardene, firmó un acuerdo con su homólogo indio Rajiv Gandhi, mediante el cual la India entraba a jugar un papel decisivo en el intento por solucionar el conflicto étnico srilanqués.

El acuerdo estipulaba que la India se comprometía a supervisar el cese el fuego entre cingaleses y tamiles y a adelantar negociaciones con la guerrilla tamil.

Asimismo, se acordó el envío de 50.000 soldados indios y el establecimiento de una provincia autónoma en el norte de Sri Lanka, en lugar de un Estado independiente.

A India le interesaba dicho acuerdo debido a que la cercanía entre la provincia Tamil Nadu y la norteña región srilanquesa de Jaffna, bastión de los Tigres, podría internacionalizar el conflicto.

Fallas del acuerdo indio No obstante, este acuerdo indio-srilanqués resultó un fracaso ya que los radicales cingaleses, principalmente el grupo armado Frente Popular de Liberación (Janata Vimukti Peramuna), interpretaron el envío de fuerzas hindú como un claro signo de colonialismo e invasión.

Por lo que el entonces presidente srilanqués, Ranasinghe Premadasa, solicitó en 1990 el inmediato retiro de las tropas indias. India perdió mil hombres y más de 3 mil millones de dólares en esta fracasada misión de paz.

La guerra siguió con su ritmo habitual de emboscadas y escaramuzas hasta el pasado 17 de octubre, cuando la presidenta Chandrika Bandaranaike Kumaratunga, lanzó una ofensiva a gran escala con la participación de 20,000 soldados, a los cuales se les adjudicó la difícil misión de arrebatarle a la guerrilla tamil el control de la región de Jaffna.

El combate ha sido encarnizado. Más de dos mil hombres de ambos bandos han perdido la vida, pero la balanza se inclina hacia el ejército, que ya tiene bajo su control más del 60 por ciento de las áreas que antes controlaban los rebeldes.

Villupillai Prabhakaran, el líder de los Tigres Tamiles, reconoció que sus bajas son elevadas, pero anunció que sus escuadrones suicidas no se rendirán, ya que es preferible morir luchando, que rendirse , Este es un claro vaticinio de que lejos de acabarse, la guerra proseguirá hasta que uno de los dos bandos de su brazo a torcer, y aunque el panorama no es claro y el futuro es imprevisible, se ven solo dos opciones claras: una Sri Lanka dividida en dos o un Ceilán habitado por una sola etnia.

Por el momento solo se sabe certeramente que los Tigres lucharan hasta el final.

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.