QUIÉN PROTEGE A LOS PASAJEROS

QUIÉN PROTEGE A LOS PASAJEROS

Cundinamarca es uno de las tres zonas del país donde más se presentan muertes por accidentes de tránsito. En 1995, según un informe de la Policía Nacional, murieron diariamente 17 personas en Colombia, para un promedio mensual de 118. De estas cifras, se le atribuyen 405 homicidios culposos al departamento.

17 de agosto 1996 , 12:00 a. m.

Adicionalmente, se presentaron durante 1995 en el país 19.206 lesiones por accidentes de tránsito, de los cuales al departamento le corresponden 480 lesiones culposas.

Este delito es el tercero de mayor frecuencia en Cundinamarca y el cuarto de mayor impacto en el país. En 1995 se presentaron 6.311 muertes, 453 más que en 1994. Sin embargo, los heridos en accidentes de tránsito descendieron de 23.225 en 1994 a 20.170 en 1995.

La mayoría de las veces las personas que utilizan el servicio público intermunicipal desconocen sus derechos frente a las empresas transportadoras.

Según Guillermo Hernández, subdirector de la dependencia de pasajeros del Ministerio de Transporte, el pasajero debe saber que está amparado por un seguro obligatorio de accidente de tránsito (SOAT) que incluye muerte, lesiones personales o desmembraciones. Cuando ocurre una muerte hay auxilio funerario, cuando hay lesiones los pasajeros están protegidos con los gastos médicos, clínicos y quirúrgicos. El propietario del vehículo debe tener seguro de responsabilidad civil extracontractual, que ampara los daños a terceros e incluye daños a una persona, daños a una cosa, daños a más de una persona, daños a una persona y a cosas conjuntamente .

Así mismo, el director Ejecutivo de la Asociación Nacional de Transportadores (Asotrans), Germán Yesid Isaza, dice que es obligación de las empresas transportadoras contar con los seguros de pasajeros, responsabilidad civil y equipaje.

El SOAT ampara a los lesionados (sin importar el nivel) obligando a todos los centros de salud, hospitales y clínicas del país a atender a todos los heridos, sin distingo o condición alguna. Aquellas entidades de salud que se nieguen a prestar este servicio deberán ser denunciadas ante el Ministerio de Salud para que sean debidamente sancionadas , asegura Gloria Roa, Funcionaria del Ministerio de Transportes Seccional Cundinamarca.

Después de un accidente aquellos afectados por la muerte de un familiar deberán entablar una demanda contra quien se establezca la responsabilidad del hecho. A esta demanda responde casi siempre la aseguradora de la empresa transportadora.

Es también responsabilidad de la empresa el traslado de los heridos a los centros asistenciales más cercanos.

Otro de los problemas más comunes que se presentan en el servicio de transporte intermunicipal, es la pérdida del equipaje y el cobro de tarifas diferentes a las establecidas legalmente.

Según la Policía que opera en la termina de Bogotá, son muchas las denuncias sobre pérdida de equipaje. El equipaje casi nunca aparece de nuevo, nos corresponde entonces localizar al conductor de la empresa y tratar de conciliar entre él y el pasajero para que se le reconozca algo , aseguró uno de los oficiales.

Además, debe saber que el bus corriente es el que puede recoger pasajeros entre el origen y el destino, mientras que el bus lujo ni el directo lo hacen. No obstante, si el vehículo es asaltado durante el viaje se considera un caso fortuito y la empresa no es responsable , agregó el Director de Asotrans.

Un pasajero que tome el bus en la terminal debe recibir un tiquete y una ficha de equipaje que le asegure la llegada del mismo al lugar de destino y guardar la colilla del tiquete, sin este es imposible cualquier tipo de reclamación.

Existen sanciones para quienes no cumplen los requisitos. Existen diferentes niveles de sanciones dependiendo de la gravedad del hecho o de su reincidencia, que van desde amonestación hasta la cancelación de licencia de funcionamiento. Cuando hay lesiones personales y muerte son competencia de la Fiscalía y en lo que se refiere a fallas en el transporte es competencia del Ministerio de Transporte , puntualizó Hernández.

No era revisado desde el 94 Al rededor de un 65 por ciento de los vehículos intermunicipales (con placas de Bogotá) que revisa la serviteca autorizada por el Ministerio de Transportes son rechazadas por incumplimiento de las condiciones técnicas necesarias para circular.

Así lo afirmó el gerente del diagnosticentro, Oscar Reyes, al tiempo que denunció que el vehículo de placas FF 093, que se estrelló el pasado 7 de agosto y que se dirigía a Fusagasugá, no tenía certificado de movilización y no iba a revisión desde el año 94.

El problema básico en los vehículos de transporte intermunicipal es el aspecto de los frenos y las partes de dirección, que no son reparados técnicamente , aseguró Reyes.

Para Reyes esta tipo de revisiones es un aspecto de conciencia y responsabilidad, puesto que las autoridades no pueden estar parando en cada esquina a los transportadores .

Al contrario de los vehículos de servicio urbano, afirmó Reyes, los intermunicipales presentan un mejor aspecto externo, pero a la vez tienen muchas más fallas técnicas.

Una revisión cuesta sólo 18.600 pesos en esta serviteca, por lo tanto no se explica cómo los transportadores se las ingenian para evadir el control y luego perder mucho más dinero en reparaciones forzosas o multas altísimas, agregó.

Es muy positivo, sin embargo, que el 90 por ciento de los vehículos que van a una primera revisión y son rechazados vuelven para obtener definitivamente el certificado de movilización.

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.