PROTESTAN ARENEROS DEL RÍO LA VIEJA

PROTESTAN ARENEROS DEL RÍO LA VIEJA

Voces de alerta lanzaron cinco mil familias que derivan su sustento de la extracción de materiales del Río La Vieja, asentadas en los barrios ribereños como el Ortez, La Playa, La Platanera y La Arenera, por la escasez de material para extraer del río debido a la presencia de dragas y al fuerte verano.

09 de agosto 1996 , 12:00 a. m.

El llamado lo hicieron el pasado miércoles durante las competencias de regatas cumplidas en el marco de la celebración de los 456 años de Cartago.

Si bien es cierto, la ganancia que nos genera la extracción de material del río nos da para sobrevivir, tenemos épocas de mucha dificultad, en tiempo de verano cuando los materiales escasean al bajar el nivel de las aguas y se hace difícil navegar , enfatizó Luis Escobar, presidente de la Junta de Acción Comunal (Jac) del barrio la Playa y directivo de Sintacorpodis, entidad que agrupa a todos los areneros de Cartago.

Otras dificultades dadas a conocer por los areneros es la presencia de dragas en el Río Cauca. Estos aparatos extraen grandes cantidades de material que posteriormente venden a menor precio lo que lleva a disminuir sus ingresos.

Los efectos sobre el cauce pueden observarse en los denominados matachos. Estos, son aparatos construidos con tablas, cuartones y tornillos, en lugares donde se puede apreciar el perjuicio causado al lecho del río con el desvío de su cauce. En esos lugares, dijo el vocero de los areneros, no vuelve a asentarse el material.

Del lecho de La Vieja extraen materiales con los cuales se han realizado la mayoría de construcciones de Cartago y ciudades vecinas. Entre los materiales sacados se encuentra la arena gruesa y de revoque, balasto limpio y revuelto, piedra de varias dimensiones y colores, granitos y gravilla para enchapes y oro en poca cantidad.

Muro en La Vieja Las inundaciones y la continua erosión a orillas del Río La Vieja motivaron a la Corporación Autónoma Regional del Valle del Cauca (Cvc) y a la Administración municipal a proyectar la construcción de un muro de contención y un dique desde el puente Bolívar hasta el barrio San Pablo en el noroccidente de la ciudad.

Las obras buscan controlar el continuo proceso de erosión en las márgenes del afluente, debido a las crecientes, las explotaciones agrícolas y de materiales de arrastre.

El afluente trata de buscar su antiguo cauce, afectando de esta forma a habitantes de los barrios ubicados en sus orillas.

Con base en ciclos de inundaciones, la obra será proyectada para 100 años, pero no se garantiza que el muro y el dique afronten todas las crecientes que se presentan, es decir, algunos incrementos del caudal podrían superar la altura de la obra.

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.