NOTAS QUE SUENAN CONOCIDAS

NOTAS QUE SUENAN CONOCIDAS

Algún conocedor de música escuchó Estoy aquí, de Shakira, y de inmediato la relacionó con I ll stand by you, de The Pretenders. Otro oyó Mi Tierra, la canción que interpreta Gloria Estefan, y le sonó un poco a Carmen de Bolívar. Y uno más tarareó Abriendo puertas, y concluyó que tiene un ligero parecido al clásico tema vallenato Fredy Molina.

08 de agosto 1996 , 12:00 a.m.

Coincidencia o evidente plagio musical? Como sea, en el mundo de las canciones muchos de los compases resultan los mismos (plagio de melodía) y/o se transcriben frases exactas o parecidas (plagio de letra). De ahí que existan canciones casi idénticas y aunque algunos opinan que en la música existen temas cercanos por aquello de las frases y ritmos propios de la cultura popular, otros afirman que el plagio como tal es simplemente falta de creatividad.

Jaime Valencia, conocido músico colombiano, afirma que es muy fácil coger compases o frases hechas y agregárselas a un nuevo tema.

Explica que lo que sucede es que la gente se apoya en que no se puede ser original cuando la música ya está hecha. Eso es lo más mediocre que he escuchado porque debemos buscar nuestros propios compases .

Sin embargo, hay quienes afirman que la música es cíclica y, por lo mismo, todo se va retomando. El compositor musical Luis Fernando Ochoa dice que hay plagios de plagios: Los considero válidos cuando hay similitud en las interpretaciones. Ahora bien, si la idea es igual en cuanto a letra y música no me parece ético. Prefiero pensar que el artista no se inspiró en una melodía sino que la copió de manera subconsciente .

En ese sentido, el periodista Manolo Bellón agrega que es difícil demostrar que haya intencionalidad en un plagio porque inevitablemente pueden salir notas parecidas. Es que desde cuando nacemos estamos escuchando toda clase de música y subconscientemente podemos caer en copias .

No obstante, Valencia insiste en que consciente o subconscientemente el plagio no deja de serlo y agrega que lo hay desde un compás hacia adelante, a pesar de que el plagio sea demandable a partir de cuatro compases iguales a los de otro tema .

Cuestión de cultura También hay quienes sostienen que la cultura popular influye a la hora de componer y hacer música. El compositor Kike Santander dice que hay frases que pertenecen a la cultura de un pueblo y de ellas nadie se puede apropiar. En el caso del coro de Oye mi canto, es un estilo musical muy cubano que bien se puede encontrar en otros ritmos de allí. En el caso nuestro, el huepa je es muy colombiano y se puede escuchar en muchas melodías .

Agrega que en ninguno de los dos casos hay plagio sino una apropiación de un elemento cultural. Ahora bien, hay melodías muy cercanas como Mi tierra y Carmen de Bolívar o Abriendo puertas y Fredy Molina. Sin embargo, no es un plagio musical porque cada una tiene su propio cuerpo y coge por un camino musical diferente. Lo que sucede es que sólo existen doce notas musicales , dice Santander.

Eduardo Paz, por su parte, piensa que no puede haber plagio cuando se acude a ritmos autóctonos como la cumbia, el currulao o la salsa que pertenecen a una cultura muy caribe: Si yo quiero hacer un vallenato, por ejemplo, tengo que tener en cuenta el estilo para no perder la esencia, que es imprescindible a la hora de crear la canción .

Legislación musical En Colombia no se conoce un caso específico de plagio musical que haya llegado hasta las últimas consecuencias judiciales. Posiblemente -como afirma Gonzalo Carrillo Moreno, Director ejecutivo de la Asociación Colombiana de Editores de Música- porque en el país hay desconocimiento, por parte de los jueces, sobre la legislación de derechos de autor .

Carrillo agrega que en Colombia tal vez se presentan muchos casos de plagio en la música, pero a los afectados les da pereza denunciarlos porque saben que de antemano las demandas no van a prosperar por pura ignorancia de los jueces sobre el tema .

Sin embargo, María del Pilar Torres, Asesora legal de la Dirección Nacional del Derecho de Autor, opina que para que no suceda eso, lo que hay que hacer es fomentar una cultura sobre la legislación de derechos de autor .

Carrillo y Torres coinciden en que la Ley sobre Derechos de Autor que es válida en Colombia es la 44 de 1993, que modificó y adicionó la Ley 23 de 1982 y la Ley 29 de 1994. También existe la Decisión Andina 351.

Con todo, el plagio musical en Colombia y el mundo es una constante y cada quien tiene su opinión al respecto. Qué suene la música! Plagios famosos Jaime Valencia -Estoy aquí, de Shakira, es parecido a I ll stand by you de The Pretenders. El tema original tiene 4 compases, que son más suaves. El de Shakira dobló el tiempo en 9 compases y medio. Es decir las notas de Estoy aquí van más rápido.

Por su parte Luis Fernando Ochoa, el productor musical del disco de Shakira, afirmó: Lo que sucede con Estoy aquí es simple: hay similitud, pero no es intencional. La canción, por lo tanto, es original .

-El jingle de Renault 4, mi amigo fiel era igual al tema María Isabel.

-El jingle de Concasa era parecido al tema Mi limón limonero.

Eduardo Paz -Alberto Cortez sacó una canción llamada Manolo que era una copia de Jef, del belga muerto Jacques Brel. Después sacó el mismo tema como un homenaje a Brel porque la cosa se le complicó.

-Albano demandó a Michael Jackson porque gran parte de los compases del éxito Will you be there, del rey del Pop , son idénticos a los de la canción Los cisnes de balaca que el primero incluyó en su LD Libertad, en 1987.

Manolo Bellón -George Harrison fusiló My sweet lord de He s so fine del grupo Chiffons.

-Beach Boys copió Surfin U.S.A. del tema Back in the U.S.A. de Chuck Berry.

-La Lambada fue fusilada de una canción del grupo boliviano Hermanos Hermosilla.

-El grupo Vainilla Ice copió la línea del bajo del tema Under pressure de Queen y la incluyó en Ice, ice baby.

Otros plagios -Roberto Carlos y su socio Erasmo Carlos, coautor de todo su repertorio, fueron encontrados culpables de plagiar Locuras de amor, del brasileño Sebastiao Ferreira. Por lo menos diez compases de la balada O careta son idénticos a los de Locuras de amor. Tendrán que pagar cerca de 3 millones de dólares.

-Julio Iglesias tuvo que pagar una indemnización de 352.542 dólares por plagiar al compositor argentino Norberto Larry Moreno. Iglesias copió fragmentos de Yolanda para componer Morriñas.

-Eddie Palmieri y Francisco Zumaqué demandaron a Gloria Estefan porque, según dijeron, los dos minutos finales de Oye mi canto son idénticos a una parte de Páginas de mujer, canción que escribieron en 1982. Según Kike Santander, los Estefan demostraron que el coro de Oye mi canto era muy propio de la cultura cubana y por lo tanto no hubo plagio .

-Luis Bacalov, el autor de la banda sonora del filme El cartero, fue acusado de copia por el compositor de la música de En mis noches, Sergio Endrigo, y de la letra, Paolo Margheri y Riccardo del Turco. Bacalov admitió que la canción se asemeja a la música de El cartero en tres compases, pero en la partitura hay otros 47 compases .

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.