El Congreso echó a una embarazada

El Congreso echó a una embarazada

Tener ocho meses de embarazo y llevar cerca de 12 años de trabajo continuo en el Congreso no fueron argumentos suficientes para evitar que la Dirección Administrativa del Senado echara, literalmente, a Camila* de su puesto como asesora de la Unidad de Trabajo Legislativo (UTL) del entonces senador Gabriel Acosta.

19 de junio 2011 , 12:00 a.m.

En horas de la mañana del primero de septiembre del 2005, llegó a manos de Camila la Resolución 1717 de la misma fecha, en la cual se le declaraba insubsistente, por lo que debía abandonar el cargo de libre nombramiento y remoción que ostentaba.

En esa resolución, la Dirección Administrativa del Senado, manejada en el 2005 por Selma Samur, no tomó en cuenta que Camila había informado el 11 de julio del mismo año que estaba embarazada. Por eso ella demandó al Congreso ante organismos judiciales, los cuales aceptaron sus argumentos, en dos instancias, de que no podía ser despedida por estar embarazada.

Los fallos llegaron a la actual Dirección Administrativa del Senado, en cabeza de Ómar Velásquez, quien confirmó que se pagarán cerca de 480 millones de pesos de indemnización.

Hoy, cuando su hijo va a cumplir 6 años, Camila asegura: "No voy a volver al Congreso porque me hicieron mucho daño".

*Nombre cambiado.

12 años trabajó en el senado El último trabajo de Camila en el Congreso fue como asesora de UTL y tenía 8 meses de embarazo cuando fue despedida sin justificación

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.