Derechos de autor Internautas, ¡¡¡cuidado!!!

Derechos de autor Internautas, ¡¡¡cuidado!!!

El Senado de la República propone reformas del proyecto para sancionar el acceso a contenidos sin derechos de autor en Internet, conocido como ley Lleras, a primera vista con la pretensión de corregir su desbaratado alcance original. Algo bueno, pues se trata de una iniciativa de masivo impacto sobre la población colombiana y, por eso, en este espacio y en este medio se han reiterado duras críticas.

18 de junio 2011 , 12:00 a.m.

Con las modificaciones introducidas, se puntualiza la búsqueda de un instrumento que les permita a los proveedores del servicio de Internet bloquear aquellos sitios que dan acceso a películas, libros o música, cuando no se han pagado, por quienes los instalan en la Red, derechos y compensaciones a sus propietarios y, en parte, a sus autores.

Pero, aunque llega así un cierto respiro de tranquilidad sobre algo que empezó siendo notoriamente violatorio de libertades y derechos ciudadanos de acceso al conocimiento y a la información, se mantienen aspectos borrosos, que ameritan corrección. Por ejemplo, que en lo sucesivo cada suscriptor de Internet tenga que firmar un compromiso de no acceso a productos piratas, lo que lleva a que la responsabilidad sobre la piratería se ponga en cabeza de quien prende su computador y usa la Red (estudiantes, madres de familia, desocupados del mundo, entre tantos otros) y deje de corresponderle a la empresa que suministra dicho servicio o a quienes incorporan allí la información. Absurdo imponer al usuario una precaución de esa magnitud, toda vez que este paga -y caro- por un servicio que presume lícito y que, ante su masiva cobertura, en algunos años estará en la canasta familiar. El consumidor no tiene obligación de saber de leyes o de la cadena de pagos previos para consultar o copiar de la Red cine, canciones o textos académicos.

Es notorio ahora un ánimo excesivo de excluir de responsabilidades a los proveedores del servicio, a quienes además se les confieren facultades de bloqueo de sitios y cortes, que únicamente deberían reservarse a los jueces.

Ha cumplido bien el Congreso respecto de temas trascendentales, como el de las víctimas del conflicto armado, la devolución de tierras o el modelo de ordenamiento territorial, aplazado durante 20 años. Ya que también se ocupó de este asunto de Internet, tiene que hacerlo sin ligerezas, incluso archivándolo por ahora hasta tener un texto impecable, que en nada les dé garrote a los usuarios ni a las libertades ciudadanas

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.