RACIONALIZACIÓN DE LOS TALLERES

RACIONALIZACIÓN DE LOS TALLERES

Salud Ocupacional

22 de junio 1996 , 12:00 a. m.

Dada la gran diversidad de máquinas, equipos y herramientas que se utilizan en los talleres, hay que tener en cuenta algunas reglas y soluciones que permitan una aplicación, lo más adecuadamente posible, de la protección a estos factores de riesgo.

Lo que hay que tener en cuenta en la utilización de maquinaria (como gatos, elevadores neumáticos, balanceadoras, desmontallantas, cortadoras, pulidoras, etcétera), es: PARTES MOVILES Los elementos móviles de las máquinas pueden producir distintos tipos de lesión, como golpes (el brazo de una desmontadora de llantas), cortes (una pulidora) y atrapamientos (las poleas de un compresor).

MATERIAL QUE SE PROCESA Las partículas del material que se procesa pueden ser proyectadas, como limaduras y virutas, o salpicadas, como líquidos inflamables, de batería o de frenos, pudiendo lesionar en varias partes del cuerpo, especialmente la cara y los ojos.

PARTES PROYECTADAS La ruptura de alguna parte de la máquina con que se está trabajando, como crucetas, remachadoras, correas de transmisión, entre otras, puede ocasionar lesiones al operario.

Por último, en cuanto a los compresores, conviene anotar que se debe contar con las respectivas válvulas de seguridad y que hay que drenar regularmente el tanque para asegurar el buen funcionamiento.

Riesgos al almacenar Un almacenamiento seguro debe tener los siguientes aspectos: LOCALIZACION Las bodegas deben ubicarse en áreas de fácil acceso y donde no representen dificultad de movilización en caso de emergencia; hay que aislarlas de combustibles, viviendas y escuelas.

CONSTRUCCION Los espacios y vías de tráfico deben proporcionar áreas suficientes para permitir el libre acceso del equipo de bomberos, si las circunstancias lo requieren.

ESTRUCTURA Se debe construir en materiales no combustibles y, las que almacenen materiales inflamables, deben estar debidamente protegidas contra incendios.

Los pisos deben ser impermeables y nivelados, para evitar propagación cuando se presenten derrames de productos; la superficie debe ser lisa y libre de fisuras para facilitar la limpieza y evitar la acumulación de productos de alta peligrosidad como ácidos y combustibles.

ALMACENAMIENTO El manejo de combustibles debe responder a estrictas medidas de seguridad y hay que garantizar su control en cuanto a derrames y escapes.

Si se tienen tanques subterráneos, hay que aforarlos periódicamente y hacerles la prueba de presión contra escapes.

Los productos químicos y combustibles no pueden ser almacenados con alimentos o con otros elementos que los operarios manipulen.

ROTULACION Para cada producto almacenado debe haber una identificación en la que conste el tipo de sustancia, características especiales, fechas de envase y expiración, etcétera.

ESTANTERIAS Se deben elaborar de metal y su tamaño debe ser el adecuado para soportar las cargas. Además deben estar ancladas para evitar su caída o movimientos que provoquen el derrumbe de lo almacenado.

Riesgo térmico La manipulación de productos o materiales calientes se debe realizar con herramientas y dispositivos adecuados, y con el uso de los elementos de protección personal (guantes, petos y polainas), con el fin de evitar el contacto directo.

Hay que tener especial cuidado con los radiadores, múltiples de escape y demás superficies calientes de los motores.

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.