UN GRUPO DE AMIGOS

UN GRUPO DE AMIGOS

Uno, en un equipo, debe tener un kinesiólogo de toda su confianza , dijo, un día, Gabriel Ochoa Uribe. Aquella frase, aparentemente suelta, sirve para hacer una radiografía de Jairo Bernal, quien lleva 15 años en las filas de los diablos y nadie, hasta ahora, ha tenido una queja de este hombre que pudo ser futbolista, como su hermano, Rosemberg, quien estuvo en la época del propio Ochoa Uribe en el América y a quien se consideró como el remplazo de Juan Caicedo...

20 de junio 1996 , 12:00 a. m.

Todavía no entiendo porqué él (Rosemberg) no llegó a ser una figura. Tenía las condiciones ideales , dice Jairo. Creo que la época lo sacó del camino porque en América había jugadores de gran nivel en la posición en la que él se desempeñaba y terminó buscando fortuna en la segunda división inglesa .

Jairo Bernal, en cambio, se quedó en el equipo. Su trabajo, sin embargo, no es con la pelota, sino tras bambalinas.

Me hice kinesiólogo por casualidad. Llegué al América para actuar en las divisiones menores pero debido a un problema visual me tocó dejar la practica del fútbol , cuenta con algo de nostalgia.

Bernal, en la cancha del barrio Atanasio Girardot, uno de los sectores de Cali que más jugadores ha dado al fútbol profesional colombiano, se destacaba debido a su potencia y fuerza como delantero y por su seguridad y solvencia cuando jugaba en la defensa.

Hoy, justamente después del primer choque contra River Plate por la final de la Copa Libertadores, él es uno de los personajes del América que casi nunca aparece en los reportajes pero, tal vez, es el que más sabe de las intimidades del grupo de jugadores.

Lo mejor del equipo es la amistad que existe en cada uno de los muchachos , recalca Bernal. El secreto debe ser que la gran mayoría tiene los mismos gustos tanto por la música como por otros aspectos producto de la edad .

Y prosigue: A ellos (los jugadores) les encanta estar en mi habitación porque juegan como niños. Uno de ellos es Jorge Bermúdez, a quien le gusta subirse a la camilla y contar chistes o hacer bromas .

También, en el grupo de bromistas prosigue Jairo aparecen en primer término Alex Escobar y Giovanny Hernández, nunca se cansan. Pero en especial Giovanny, parece un radio viejo. Habla y habla en todo momento. Ricardo Pérez, el otro día, durante el almuerzo, dijo que Hernández hablaba dormido .

Jairo Bernal contó de igual manera que la mayoría de jugadores del América (antes y ahora) gustan mucho del tenis de mesa y del billar.

Los muchachos se defienden bien a la hora de la recreación. James Cardona podría ser campeón nacional de ping-pong y muy cerquita está Wilmer Cabrera, mientras en el billar la diferencia no es mucha .

En lo que si hay poca similitud, es a la hora de los remedios intravenosos. Bernal asegura que Bermúdez poco gusta de las inyecciones al igual que Anthony de Avila pero cuando les toca, lo aceptan a regañadientes .

Jairo Bernal, el kinesiólogo del América. Lleva 15 años con los diablos . Nunca se sube a las nubes, pisa tierra firme. Anda y desanda alrededor de los jugadores. Estalla en risas cuando celebra alguna pilatuna de sus compañeros. Se siente padre o hermano mayor de esta camada de nuevos valores y nunca olvida de donde salió...

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.