RECARGO POR $1.000 MILLONES PAGA EL AREA POR PUENTE SOBRE MURILLO

RECARGO POR $1.000 MILLONES PAGA EL AREA POR PUENTE SOBRE MURILLO

El retraso en la construcción del puente sobre la Circunvalar con calle Murillo le ocasionó un recargo de mil millones de pesos a las arcas del Area Metropolitana de Barranquilla, según informe de la Oficina de Interventoría de la Contraloría Departamental.

21 de junio 1996 , 12:00 a. m.

Las obras, de acuerdo con los contratos 078 y 077 suscritos con el consorcio Sigma Limitada-Omega Alpha y unión temporal Sergio Torres Reátiga-Inversiones Construye Limitada-Castro Tcherassi y Compañía, debieron ser entregados el 27 de septiembre de 1995, lo que significa que hay un retraso de nueve meses.

En lo que corresponde a la obra de construcción del puente, la Oficina de Interventoría de la Contraloría estableció que el contratista recibió 1.055 millones 292 mil 96 pesos el 10 de marzo de 1995 por concepto del anticipo y oficialmente inició los trabajos el 27 del mismo mes.

Igualmente señala el informe que desde el inicio, la obra presentó varios inconvenientes. El primero de ellos, ocurrió por un cambio en los diseños del puente propuesto por el contratista luego de la adjudicación. De acuerdo con la investigación, la carencia de diseños estructurales integrados, la no disponibilidad de planos de vigas y tableros y la ausencia de un programa de trabajo por parte del contratista fueron los principales motivos que ocasionaron retardos en la ejecución del proyecto.

Así mismo la Interventoría argumenta que el contratista presentó al principio de los trabajos notorias deficiencias en la disponibilidad de equipos y mano de obra. Adicionalmente a ello otra de las causas de atraso en los trabajos fue el invierno que se precipitó sobre la ciudad a partir del mes de julio de 1995.

En estos momentos, la fecha vigente para entregar definitivamente la obra es el 30 de junio de 1996, según la última prórroga concedida al contratista, aspecto que pone en duda la Contraloría.

Con respecto al contrato 077 referente a la construcción de las orejas del puente, la Interventoría logró establecer que el mismo se firma el 21 de diciembre de 1994 e igualmente se pacta para una duración de seis meses a partir del inicio de las obras que sería el 27 de marzo de 1995.

El contratista, según la Interventoría de la Contraloría Departamental, recibe el anticipo el 10 de marzo por un valor de 636 millones 509 mil 879 pesos.

Según la investigación la Interventoría establece que las obras son suspendidas el 28 de marzo de 1995 argumentando el Area Metropolitana que la situación obedece a inconvenientes surgidos en el proceso de adquisición de los inmuebles afectados por el proyecto objeto del contrato.

Sólo el 29 de enero de 1996 reiniciaron los trabajos cuando el Area entrega el terreno para las orejas.

Para la Interventoría de la Contraloría Departamental resulta inexplicable entender que la adquisición de predios se estuviese realizando aún luego de la adjudicación, legalización e iniciación del contrato, siendo requisito fundamental de la entidad contratante, entregar el sitio donde se realizan las obras.

De igual manera en el informe se cuestiona el hecho de que el retraso en la ejecución de las obras ocasionó perjuicios de orden económico a la entidad contratante, toda vez que los dineros desembolsados como anticipo que constituye el 40 por ciento del valor del contrato, produjeron unos intereses cercanos a los 149 millones 337 mil 967 pesos, engrosando el patrimonio del contratista quien lo recibió.

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.