DIABÓLICAS Y ASESINAS

DIABÓLICAS Y ASESINAS

Nicole (Sharon Stone) y Mia (Isabelle Adjani) son dos mujeres completamente distintas, pero tienen algo en común. Las dos duermen con Guy Baran (Chazz Palminteri), y las dos están hartas de la dominación que él ejerce sobre sus vidas.

14 de junio 1996 , 12:00 a.m.

Nicole es la amante de Guy. Sensual y segura de sí misma, en un principio se sintió atraída por el encanto magnético de Guy, pero luego no tuvo más remedio que sentirse asqueada con sus mentiras y su egoísmo. Ahora se encuentra atrapada entre el deseo y la frustración, incapaz de dejar a Guy, y sin embargo, renuente a aceptarlo.

Mia Baran es la esposa de Guy. Una ex monja tímida y de corazón muy débil, quien ante las infidelidades flagrantes de Guy, sus constantes y crueles humillaciones y sus arrogantes exigencias sexuales, llega a pensar en el suicidio. Pero algo en él le resulta irresistible. A pesar del desprecio que él le demuestra, Mia no puede dejar de sentirse atraída.

Un buen día Nicole y Mia deciden liberarse, de una vez y para siempre, del sádico cariño de Guy. Para acabar definitivamente con el poder que él ostenta sobre ellas, la desamparada esposa y la furiosa amante planean asesinar juntas a Guy. Nicole traza un plan que parece infalible, y a pesar de su miedo y fragilidad, Mia logra ejecutar su papel a la perfección. Todo ocurre tal y como lo habían planeado. Así, estas dos mujeres creen vislumbrar la posibilidad de una nueva vida. Pero no cuentan con las pesquisas de una detective inoportuna, interpretada por Kathy Bates.

El guionista de Mujer soltera busca, Don Roos; el director de Benny & Joon y prestigioso fotógrafo de Vogue, Jeremiah Chechick; el fotógrafo de Conduciendo a Miss Daisy, Peter James; y el compositor musical de El último de los mohicanos, Randy Edelman; se unen para este filme de suspenso feminista y erotismo, Diabolique.

La cinta representa también un retorno al glamour de los años 50 s en Hollywood. Como apunta el director Chechick: Sharon es una estrella de cine, en el esquema antiguo. Tanto ella como Isabelle son dos mujeres muy bellas. Así que utilicé fotografía y vestuario para revestir la película con la apariencia glamorosa de las películas de los años 40 y 50 s, una apariencia afrancesada, muy al estilo Vogue .

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.