DÍA DE MUÑECAS EN LONDRES

DÍA DE MUÑECAS EN LONDRES

Este Wimbledon-96 parece que está maldito para las siembras del cuadro masculino. Ayer el que le dijo adiós al torneo fue el alemán Boris Becker, segundo favorito, que abandonó el duelo que sostenía con el surafricano Neville Godwin, debido a una lesión en la muñeca derecha.

29 de junio 1996 , 12:00 a. m.

Becker, campeón de 1985-86-89, tuvo que retirarse cuando disputaba el desempate del primer set frente al surafricano Neville Godwin. El León de Leimen , como se le conoce, hizo uso de los 3 minutos que tienen los jugadores para atenderse en caso de lesiones.

Neville dominaba por 1-0 el juego definitivo cuando el alemán, que se había estado tocando la muñeca derecha desde los primeros games, pidió asistencia médica.

Un colaborador le vendó la muñeca y Becker volvió a la cancha. Pero cuando se disponía a sacar se dio cuenta de que no podía seguir y anunció que abandonaba.

Becker, entonces, salió rápidamente hacia un hospital donde ayer se le practicaban unas radiografías para conocer el alcance de su mal.

Lesionarme en Wimbledon es lo peor que me podía pasar. Este año, una vez visto el cuadro, tenía muchas esperanzas de ganar de nuevo el torneo, pero todo se ha esfumado y creo que la lesión es más grave de lo que parece , dijo sin ocultar su tristeza.

El retiro de Becker, uno de los grandes favoritos de esta edición, deja al surafricano Wayne Ferreira (11) y al estadounidense Todd Martin (13) como únicos preclasificados en la parte inferior del cuadro.

Como para no desentonar, en el cuadro femenino, Arantxa Sánchez también sufrió una lesión en la muñeca derecha. Sin embargo, superó sus problemas y logró imponerse a la japonesa Naokov Sawamatsu, 32 del mundo, por 6-4 y 6-1, colocándose en los octavos de final sin ceder un set.

Arantxa, finalista en Roland Garros hace tres semanas y subcampeona en Wimbledon-95, estuvo abajo en la primera manga 4-2. Fue entonces cuando al intentar un golpe de derecha, sintió un fuerte dolor en la muñeca. Solicitó atención médica y le colocaron un fuerte vendaje con el que pudo continuar. Parece que obró efectos milagrosos, pues la española comenzó a jugar mejor.

Es un estiramiento de los ligamentos. No parece importante pero hay que cuidarlo. Me duele un poco , señaló Arantxa después del partido.

La jornada, que no pudo jugarse en su totalidad por lluvia, arrojó, además, la eliminación de las argentinas Florencia Labat e Inés Gorrochategui a manos de Mary Joe Fernández (6-2, 6-0) y Amy Frazier (6-0, 6-3), respectivamente.

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.