EMPRESAS DEL VALLE RECURREN A PUERTOS DE LA COSTA ATLÁNTICA

EMPRESAS DEL VALLE RECURREN A PUERTOS DE LA COSTA ATLÁNTICA

Algunas empresas de la región ya comenzaron a utilizar los puertos de la Costa Atlántica para la movilización de sus mercancías, ante la ineficiencia y la falta de seguridad que se registra en el terminal de Buenaventura. La situación fue denunciada por la directora regional de la Federación Nacional de Comerciantes (Fenalco), Gladys Barona.

22 de junio 1996 , 12:00 a. m.

Pero a los atracos en la vía y a los saqueos permanentes que se presentan en el terminal, se suman las tarifas que cobran los operadores portuarios; resultan tan altas que hacen menos atractiva la utilización de este Puerto.

Ante la exigencia de la internacionalización de la economía, que requiere de exportaciones eficientes, a precios competitivos, los empresarios se encuentran en desventaja ante el mundo indicó la dirigente gremial durante el foro que organizó Fenalco para debatir las dificultades que afronta el comercio exterior vallecaucano.

Otro problema que dificultan las operaciones de comercio exterior en la región lo constituyen los certificados de inspección preembarque, documento que en la actualidad expiden solo dos compañías que resultan insuficientes frente al movimiento de mercancía que se genera en el departamento.

Los retrasos de más de 40 días, sobrecostos de bodegaje, pagos de garantías de cumplimiento, deterioro de productos perecederos que se pierden por el tiempo, discrepancias entre lo certificado y lo que dicen los documentos comerciales, son algunos de los problemas que viven a diario los comerciantes señaló Barona.

Estos certificados fueron implantados para contrarrestar el contrabando; sin embargo, Fenalco considera que aunque el gremio siempre se ha pronunciado en contra del comercio informal, el problema no se soluciona creando más trámite y sobrecostos para el importador legal.

El gremio impulsa una medida para que las empresas certificadoras que después de 10 o 15 días de haberse solicitado la certificación preembarque incumplan con su expedición, devuelvan el dinero cobrado a los importadores; buscan también, que el importador pueda embarcar sin que esté sujeto a ningún tipo de sanción.

Los importadores y exportadores del Valle del Cauca se quejan también de los costos del transporte terrestre generados por lo que llaman un falso flete. Producto de que los contenedores de 20 pies que superan las 17 toneladas brutas se transporta mínimo en un contenedor de 30 toneladas. Esto significa en promedio 10 toneladas de falso flete, pasando de pagar 360.000 pesos por contenedor a 540.000 pesos señaló la directora de Fenalco.

En febrero pasado los fletes establecidos para la vía Buenaventura-Cali, sufrieron un incremento del 54,5 por ciento al pasar de 11.000 a 17.000 pesos por tonelada movilizada.

En el foro se cuestionó además, las irregularidades que se presentan a la hora de abrir los contenedores para la inspección del ICA; según los comerciantes esta acción está sujeta a la discrecionalidad de los funcionarios de turno y depende en muchos casos, de pagos adicionales.

Requirieron más personal en las oficinas del Instituto Colombiano de Comercio Exterior (Incomex) y costos razonables para los formularios de registro y de la Dirección de Impuestos y Aduanas Nacionales (DIAN) se espera que funcionen cada una por su lado para no entorpecer las operaciones de comercio exterior.

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.