CAMBIAZO DE PACIENTES

CAMBIAZO DE PACIENTES

Cada semana el Instituto de los Seguros Sociales hace 8.000 diálisis, un tratamiento indispensable para que sobrevivan los pacientes con afecciones renales crónicas.

26 de julio 2001 , 12:00 a.m.

Cada semana el Instituto de los Seguros Sociales hace 8.000 diálisis, un tratamiento indispensable para que sobrevivan los pacientes con afecciones renales crónicas.

Los enfermos con afecciones graves en los riñones, son 5.000 de los 32.000 catalogados en el Seguro Social como afiliados de alto costo, es decir aquellos que están en la lista de las llamadas enfermedades catastróficas (Sida, cáncer y otras).Unos 4.000 de estos usuarios están condenados a morir al suspenderles la atención.

El tratamiento de estos enfermos le cuesta anualmente al ISS más de 200.00 millones de pesos. La financiación de estos costos es uno de los principales dolores de cabeza del instituto. Según Guillermo Fino, presidente del Seguro Social, el 85 por ciento de los afectados por estas enfermedades están siendo atendidos en el instituto. Solo el 15 por ciento está en manos de las EPS privadas.

Con el ánimo de lograr servicios médicos, los pacientes de alto costo han hecho de todo. Ayer el consejo directivo del Seguro Social analizó un informe, según el cual en los últimos dos años aparecen como nuevos afiliados 7.300 personas con enfermedades catastróficas, a pesar de la prohibición de la Superintendencia de Salud.

Al parecer, pacientes rechazados por EPS privadas, lograron su afiliación al ISS fraudulentamente. Los primeros indicios señalan que los enfermos fueron incluidos en listados de autoliquidación a cambio de otros usuarios.

Estos son algunos de los argumentos que comenzó a estudiar la presidencia del Seguro Social. Guillermo Fino anticipó que se harán las investigaciones para encontrar responsables y aplicar las sanciones. Saúl Peña, presidente del sindicato del ISS dijo que la competencia del sector privado le está haciendo un mercadeo al revés al Seguro Social, aconsejándole a los pacientes con enfermedades catastróficas que en estos casos es mejor la atención del ISS.

Al lado de las enfermedades de alto costo, otro de los líos del Seguro Social es la tutelitis particularmente de usuarios que exigen cirugías de inmediato.

Así, las más de 1.500 tutelas, muchas de las cuales no eran tan urgentes, han ido represando las intervenciones y procedimientos especiales. Hoy se estima que hay pendientes más de 23.000 cirugías que cuestan más de 100.000 millones de pesos.

Para salir adelante, Fino puso en marcha un plan de emergencia, que forma parte de los compromisos que se deben cumplir antes del próximo 5 de septiembre.

Se trata de presentarle a la Superintendencia de Salud un programa de atención que permita una completa evacuación de las cirugías represadas en abril del próximo año. Para lograr el objetivo, tanto la administración como los sindicatos del ISS diseñarán conjuntamente una estrategia de emergencia.

El programa incluye horas extras para adelantar operaciones en muchas de las 300 instalaciones propias que están subutilizadas como son los casos de una clínica de Barranquilla, y las clínicas Carlos Lleras y Misael Pastrana de Bogotá.

Igualmente, muchas de las IPS privadas a las cuales se les reestructuraron las deudas comenzarán a recibir nuevamente pacientes, como es el caso de la Fundación Santafé.

Dentro de su relanzamiento, el Seguro Social tiene previsto un impulso a la comercialización para aumentar sus afiliados en un 35 por ciento y para adelantar un activo programa de cobro y facturación.

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.