Ex M-19 pretende impedir su deportación

Ex M-19 pretende impedir su deportación

Libardo Parra Vargas, quien fue uno de los máximos jefes militares del M-19 y que acaba de purgar una condena en Costa Rica, hoy hace lo imposible para no ser deportado a Colombia, en donde le espera una pena de 24 años de prisión por secuestro.

28 de enero 2011 , 12:00 a.m.

Parra, quien nació en Pitalito (Huila), fue considerado un estratega militar de tanta importancia que su firma apareció en el anuncio en el que el M-19 se comprometió a devolver la espada de Bolívar, en 1990.

El guerrillero reapareció durante el gobierno de César Gaviria, cuando fue mencionado en el escándalo por la compra de un arsenal en Nicaragua. Parra negó su participación, aunque se demostró que había asistido a un congreso del llamado Frente Sandinista.

Luego de su desmovilización, según el ex congresista Gustavo Petro, ex integrante del M-19, desapareció, no se vinculó a las campañas políticas de la época y solo se volvió a saber de él hasta cuando (en marzo del 2006) se produjo su captura en Costa Rica.

El pasado miércoles, un juez de ese país lo envió a un centro de detención de migración, mientras se define su extradición, pero por su perfil de preso de alta peligrosidad fue devuelto a la cárcel La Reforma, donde debe permanecer ocho días más.

Ayer, su abogado Bernal Salazar dijo que Parra pidió asilo en Nicaragua y que espera una respuesta en los próximos días

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.