Secciones
Síguenos en:
ARDEN BOMBEROS EN RIOHACHA

ARDEN BOMBEROS EN RIOHACHA

Ya nada sirve en el Cuerpo de Bomberos de Riohacha.

Por: REDACCIÓN EL TIEMPO
09 de febrero 2001 , 12:00 a. m.

Ya nada sirve en el Cuerpo de Bomberos de Riohacha.

La única máquina que medio funcionaba -- la que regaló Intercor hace 25 años y desde entonces no la reparaban-- se dañó a la una y media de la mañana de ayer, cuando se terminó de apagar el incendio que en la noche del miércoles devoró el 90 ciento de los víveres que se vendían en el depósito San Luis, en la calle 37 con carrera 7, en el mercado nuevo de la ciudad.

"Nos dejó tirados. Si hay un incendio ahora mismo no hay cómo socorrerlo; estamos en cero: no tenemos máquinas, no tenemos nada; tenemos una sede propia que se está cayendo y que no podemos arreglar por falta de plata", admitió el comandante de los 19 bomberos voluntarios (sin sueldo), Reyes Lopesierra, enfundado en su chaqueta antiquemaduras de segunda y ennegrecido por el humo del primer incendio del año.

El no exagera. En 25 años de existencia nunca han contado con uniformes confeccionados en un material que permita acercarse al fuego sin quemarse; y con las máscaras de oxígeno necesarias para penetrar a los incendios, sin ahogarse con el humo de las llamas. Ni hablar de la ausencia de una motobomba para extraer el agua que, en Riohacha, es escasa.

La falta de estos elementos, básicos en cualquier cuerpo de bombero, causó que el fuego del miércoles se extendiera hasta más de cinco horas, cuando pudo durar sólo 30 minutos.

"No se hubiese quemado todo el depósito si contáramos con el oxígeno y con los trajes de acercamiento al fuego; porque por eso no pudimos llegar a tiempo hasta donde se originaban las llamas y por eso se extendieron por todo el lugar, que además no contaba con cámaras de aire", explica Lopesierra.

Sobra voluntad.

Lo que al Cuerpo de Bomberos le falta en recursos económicos y físicos le sobra en voluntad para sofocar su crisis. Ayer mismo, siete horas después de que se les dañó la única máquina que servía, empezaron a planear estrategias para vincular a empresas privadas en la financiación de por lo menos una máquina para apagar incendios con 1.000 galones de agua de capacidad.

Ya antes le han regalado gasolina, agua, mangueras y hasta extinguidores. "En la Cámara de comercio estamos preparando nuestros estatutos, que nos exige la Ley 322 para recibir ayuda económica del sector privado".

La iniciativa fue de la Alcaldía, que al verse sin un sólo peso que girar a los Bomberos, del que es responsable, convocó al sector privado a vincularse en la recuperación del mismo.

Por ahora, la Alcaldía decidió crear una sobretasa al impuesto Predial, destinada a la financiación de la dotación de los bomberos. El secretario de Gobierno Municipal, Luis Alfonso Barros, aseguró que con el primer recaudo se girarían 20 millones de pesos a la institución.

"Eso es totalmente irrisorio, pero es que estamos en una crisis profunda que nos vuelve impotentes en la ejecución", comentó.

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.