Secciones
Síguenos en:
¿Y ahora qué?

¿Y ahora qué?

Los votantes californianos no apoyaron la propuesta para legalizar la producción, comercialización y posesión de marihuana en su estado. La iniciativa fue derrotada en las urnas, pero generó un interesante debate sobre el fracaso de la política represiva contra las drogas. California es uno de los estados más importantes de EE. UU., y si fuera un país, su economía estaría entre las 10 más poderosas del mundo. Por eso es tan significativo que se haya propuesto allí dicha legalización.

Por: REDACCIÓN EL TIEMPO
09 de noviembre 2010 , 12:00 a. m.

La lógica que llevó a hacerlo es sencilla. La prohibición de la marihuana no ha impedido que la gente a la que le gusta siga consumiéndola, la represión es costosa y la ilegalidad en la que se mueve el negocio lo hace muy rentable. Los números no mienten: se calcula que mueve unos US$15.000 millones al año, sólo en California.

Si se hubiera legalizado, las autoridades estatales podrían haber recibido US$1.400 millones por concepto de los impuestos que le iban a poner, y se habrían ahorrado entre US$200 y US$1.900 millones, el presupuesto que se destina hoy a combatirla.

En este escenario, el Gobierno colombiano tendría todo el derecho de proponerles a los campesinos o los floricultores una sustitución de cultivos: dejar de sembrar los tradicionales y dedicarse en lo sucesivo a los de marihuana para exportarla a EE. UU. Allá deberían darle prioridad a la compra de este producto, en cierta forma nos lo deben.

A comienzos de la década de los 80 fuimos los mayores productores y proveedores de marihuana de ese país. Los gobiernos de entonces, presionados por los estadounidenses, fumigaron con generosidad la sierra nevada de Santa Marta con productos químicos para erradicar la hierba. Lo lograron, pero nosotros pagamos un alto precio en vidas humanas y daño al medioambiente.

Sin embargo, el negocio no se acabó, sólo cambió de lugar de producción: de Colombia a México, Canadá y EE. UU.; y hoy, 30 años después, continúa siendo un negocio millonario. Los californianos quieren legalizarlo por pragmatismo, y porque no quieren perder más una buena tajada del suculento pastel.

Así las cosas, es claro que la legalización llegará más temprano que tarde y ese modelo se expandirá desde EE. UU. hacia el resto del mundo; y ante esa posibilidad, lo único que se puede hacer es fortalecer la familia y la educación en valores para que los jóvenes sepan qué hacer. Se necesitaría un compromiso colectivo, de toda la sociedad, para que con la marihuana no ocurra lo que pasa ahora con el alcohol. Un estudio inglés acaba de determinar que este producto legal es la droga más dañina y perniciosa para la sociedad.

No obstante, su consumo es generalizado, y en Colombia las rentas que produce su venta se destinan, paradójicamente, a la salud y la educación.

Los jóvenes colombianos son los mayores bebedores de la región; el 75% con edades entre 12 y 17 años ingieren licor, aunque la ley prohibe que se lo vendan.

Las autoridades podrían ser más rigurosas para perseguir a los vendedores y a quienes son permisivos con el consumo juvenil de licor, como ocurre en EE.

UU., pero a larga lo único que puede evitar este problema es una educación sólida en valores. Los colegios hacen su parte en esto, pero los mayores responsables somos los padres. Tenemos que estar pendientes de nuestros hijos y estar preparados, porque la legalización, cuando se dé, nos enfrentará a nuevos desafíos. .

"Hay que fortalecer la familia y la educación en valores para que los jóvenes sepan qué hacer. Se necesita com- promiso de toda la so- ciedad para que con la marihuana no ocurra lo que pasa ahora con el alcohol".

presidencia@mariohernandez.com *Presidente Marroquinera S.A

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.