AFRICA, PURO HUMOR NEGRO

AFRICA, PURO HUMOR NEGRO

Yo pinto por mí y para mí, tal vez por eso es que casi nunca me gusta lo que hago. Siempre que termino un cuadro, encuentro una cantidad de cosas que me quedaron sin resolver y pienso que quizás en la próxima serie, quizás...

13 de octubre 1995 , 12:00 a.m.

Ese quizás es lo que mantiene viva la búsqueda artística de Germán Londoño, un antioqueño de 34 años que ya se perfila como una de las más prometedoras figuras del arte colombiano y que actualmente expone en la galería Garcés Velásquez su serie de pinturas y esculturas Africa .

Asumo el hecho de ser pintor todo el día, todos los días. Me entregué al arte de tal manera, que no terminé el bachillerato porque no podía pensar en otra cosa que no fuera el óleo y el pincel .

Es un pintor figurativo, audaz, valiente... Sus cuadros siempre muestran una situación, su forma y su color tienen sentido. Busco que mi trabajo sea universal, para cualquier país, para cualquier público, que quien esté frente a él vea una imagen concreta . La importancia del color también es evidente. Para él, no hay nada más sugestivo que la forma coloreada.

Veo la pintura como puro placer visual . Y en efecto, su arte está cargado de placer, pero a la vez de dramatismo, de humor, de ironía... El dramatismo tiene que ir unido al humor, de lo contrario sería un drama normal, simple, como el de una noticia .

Pero el de él es un humor serio, aunque suene contradictorio. Es un humor transgredido por la violencia. Algo que incluso se percibe en sus figuras rígidas, que reflejan una felicidad que ha sido desvirtuada. En mis cuadros el humor tiene matices, puede ser cruel, cínico, negro... Por ejemplo, en esta serie que se llama Africa , el humor es negro. Al fin y al cabo, es el que más encaja .

Africa es un conjunto de cuadros y esculturas que alude a una geografía específica, pero que sirve de espejo de la realidad colombiana. Las esculturas, de pequeño y gran formato, también sugieren situaciones dramáticas e irónicas. En ellas, como en los cuadros, se siente fuerte la mano del artista.

Curiosamente, Londoño nunca ha pisado tierra africana, aunque dice que su mente ha viajado muchas veces por allá. Su interés por ese continente no es etnológico, ni mágico ni esotérico. Es simplemente artístico.

Y de hecho, su obsesión por Africa termina con esta serie. Ahora trabaja en algo que llamará Brevísima antología de la carne , donde va a tratar de revelar la tensión que genera las relaciones del deseo.

Germán Londoño seguirá dedicado al óleo, a la tela y al pincel. Para qué voy a pensar en más cosas? Ya con estos elementos tengo problemas suficientes. Aunque no niego que en el futuro pueda hacer algo distinto, tal vez algún tipo de instalación .

Por ahora, y por muchos años más, seguirá las 24 horas del día en su taller. Sin dedicarse a otra cosa que no sea pintar. Soy obsesivo, me aíslo y sólo pienso en mi arte. No puedo trabajar en ninguna otra cosa, no concibo dar mi tiempo a otra persona. En eso soy egocéntrico. Pero no voy a cambiar .

Ya leíste los 800 artículos disponibles de este mes

Rompe los límites.

Aprovecha nuestro contenido digital
de forma ilimitada obteniendo el

70% de descuento.

¿Ya tienes una suscripción al impreso?

actívala

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.