NUESTROS PERROS FUERON MÁS EFECTIVOS QUE LAS AUTORIDADES

NUESTROS PERROS FUERON MÁS EFECTIVOS QUE LAS AUTORIDADES

Respuestas tan crueles como esperen a que pasen 72 horas para poner el denuncio o tranquilos que ellos deben estar en luna de miel , tuvieron soportar los familiares de los jóvenes desaparecidos en Cristo Rey, cuando acudieron a las autoridades de orden público para que los ayudaran a dar con el paradero de los adolescentes.

11 de junio 1996 , 12:00 a. m.

Así lo manifestaron las señoras Ana Jiménez y Alicia León, madres de los jóvenes asesinados la semana pasada, cuando regresaban de un oficio religioso que se cumplió en el cerro de Cristo Rey, en Villavicencio.

Las madres de las víctimas relatan que luego de notar con desespero la prolongada ausencia de sus hijos, procedieron infructuosamente a localizarlos en clínicas, hospitales y morgues. Enseguida se dirigieron ásegún ellasá ante autoridades del DAS, Fá2 y Policía, sin que se ocuparan de su caso y obteniendo las mencionadas respuestas.

En efecto, Sandra Milena Palma León y Carlos Augusto Rodríguez Sánchez, ambos de 17 años de edad, habían salido del barrio Santa Inés, hacia las tres de la tarde del pasado domingo 2 de junio. Los jóvenes asistieron a la misa campal que se ofrece en el cerro de Cristo Rey. En el lugar fueron vistos muy alegres y hasta comulgaron.

Al parecer, la amenaza de un fuerte aguacero y el afán de llegar temprano a sus casas los condujeron a dejar el grupo y tomar el camino a la ciudad, a donde nunca llegaron. Minutos antes, y sin ellos percatarse, unas jovencitas habían denunciado al celador de Cristo Rey que habían sido robadas por un par de atracadores que acechaban en el camino. Según doña Alicia León, se hizo un llamado a la Policía, pero ésta no apareció.

Llegó la madrugada y no había señal de los jóvenes por ningún lado. Se empezaban a hacer hipótesis y conjeturas, sin resultado. Aunque eran novios, los jóvenes eran muy sanos, responsables y honestos por eso no pensamos que se habían fugado. Me entró una horrible corazonada y decidimos salir a buscarlos por todo lado , dice doña Alicia.

El martes, luego de acudir a todas partes, se me ocurrió decirle a mi esposo, Gabriel, que lleváramos a los perros a Cristo Rey para que, con ayuda de su olfato, encontráramos alguna evidencia. Yo me quedé en las gradas de la concha acústica y mi esposo empezó a buscar con ayuda de Rambo y Katty , dos perritos de la casa. Hacia las 9:30 de la mañana, a unos 500 metros de la carretera, los animales encontraron el cuerpo sin vida de Carlos Augusto y metros más arriba, el de la niña. Habían sido maltratados y apuñaleados.

En el lugar, según algunos testimonios, se encontraron bolsas de agua vacía, encendedores y colillas, por lo cual se presume que es una especie de guarida de drogadictos y maleantes.

Los familiares de las víctimas también denunciaron la falta de vigilancia en el cerro y la utilización del mismo como epicentro religioso, ya que no ofrece seguridad a los feligreses y turistas.

Ahora no queda más que el dolor de los familiares de las víctimas y la impotencia frente a la inseguridad que vive la ciudad. Atrás quedaron los planes de unas familias humildes que veían en sus hijos la esperanza de un futuro mejor. Sandra esperaba recibir próximamente su grado comercial y Carlos quería tener su propia empresa de estampados, sueños que fueron frustrados por la mano de los violentos que se empeñan en desdibujar la imagen de una ciudad tranquila y segura como Villavicencio.

Primeros resultados Un equipo especial de investigación, conformado por detectives del DAS, Sijín y el Cuerpo Técnico de la Fiscalía asumieron la investigación del caso, el cual esta semana ya arroja un primer resultado con la elaboración de los retratos hablados de los presuntos homicidas; al tiempo que se ofrece una recompensa a quien los denuncie.

Según el mayor Ismael Germán Fandiño, de la Sijín, no es verdad que la Policía se haya negado a colaborar con tiempo ya que la institución sólo fue informada hasta el día martes. El alto uniformado señaló que en el lugar sólo se había registrado un caso de acceso carnal violento, en el último año, y que se viene cumpliendo con una rutina especial de vigilancia en la zona.

Así mismo indicó que se recomienda a los padres de familia tener más cuidado con sus hijos y que éstos no se expongan a riesgos en lugares despoblados.

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.