‘Dos liberaciones no son suficientes'

‘Dos liberaciones no son suficientes'

(VIENE DE LA PAGINA 1-2)

01 de abril 2010 , 12:00 a.m.

6a. palabra - Todo está consumado “Vivimos momentos de angustia, de preocupación, hemos sentido que se tambalean los pilares de la democracia, que los pilares de nuestra nación se empiezan a desmoronar. Uno se pregunta: yo, como católico, como colombiano, ¿qué aporte puedo dar a la consecución de la paz? “Hemos visto el retorno de algunos de nuestros secuestrados y no podemos ser indiferentes ante el drama que vive el resto de compatriotas que están privados de la libertad. ¿Podemos decirle a Colombia que todo está consumado? Tal vez no. Es el momento de preguntarme si soy un hombre o una mujer que cumple con sus deberes con el Estado, con mi barrio, conmigo mismo.

“Llegó el momento de tomar decisiones. Vamos a ponernos de pie frente a nuestro Gobierno y frente a la insurgencia, para que vayan a la mesa, a que conversemos todos y busquemos la paz: no podemos heredarles a los niños una Colombia sangrante y descuartizada. Ya llevamos muchos años de no vivir en paz”.

Monseñor Héctor Gutiérrez Pabón, obispo de Engativá.

7a. palabra Padre, en tus manos encomiendo mi espíritu “Esta palabra nos invita a hacer una revisión de nuestras actividades, no sólo con Dios sino con los demás, nos lleva a tomar actitudes de diálogo, de concertación, a acabar con el clima de polarización y agresividad en todos los ámbitos de la vida nacional.

“La crisis humanitaria que estamos viviendo a causa del conflicto social y armado ha producido un dolor muy fuerte en el país: más de 4 millones de desplazados por la violencia, miles de secuestrados, miles de víctimas del conflicto.

“Me refiero también al problema que implican las próximas elecciones.

Tenemos que buscar a una persona que pueda llevar a Colombia por los caminos del diálogo, de la concertación y la paz. No podemos contentarnos con que el Producto Interno Bruto (PIB) crezca, sino en una verdadera y justa redistribución del ingreso. Hay un número considerable de compatriotas que no tienen acceso a la salud, a la vivienda, a la educación, o que si acceden a ello, no lo hacen con alta calidad sino con calidades muy precarias”.

Monseñor Rubén Salazar, presidente Conferencia Episcopal

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.