Doble instancia se mueve en la Corte

Doble instancia se mueve en la Corte

El derecho a la doble instancia o posibilidad de apelar una sentencia ante un juez superior, se aplicaría desde el próximo año en los juicios de la Corte Suprema contra los congresistas y otros funcionarios con fuero.

22 de diciembre 2009 , 12:00 a.m.

El trascendental cambio está contenido en un proyecto de reforma del reglamento interno del tribunal, que desde hace varios meses están discutiendo los 23 magistrados y que fue conocido por EL TIEMPO.

Desde el año pasado, en cumplimiento de una sentencia de la Corte Constitucional que ordenó la separación de la investigación y el juzgamiento (lo que hasta ese momento hacían sin distinción los nueve miembros de la Sala Penal), la Corte conformó tríadas. Por sorteo, tres investigan y los otros seis juzgan.

La propuesta, que debe ser apoyada por dos terceras partes de la Corte (mayoría calificada), apunta a que, siempre por sorteo, un grupo de tres investigue, otros tres juzguen y los tres magistrados restantes decidan las apelaciones.

Fuentes de la Corte Suprema señalaron que aunque legalmente no hay reparos al actual sistema –la Constitucional acaba de negar tutelas a parapolíticos que pedían anular sus casos porque no había doble instancia–, se pretende dar mayores garantías a los funcionarios con fuero, más ahora que, tras el cambio de jurisprudencia sobre el fuero parlamentario, la renuncia al cargo no implica que los casos salgan de la Sala Penal.

Una supuesta falta de garantías en la Corte fue el argumento usado por casi tres decenas de congresistas investigados por parapolítica para renunciar al fuero y lograr que sus casos pasaran a la Fiscalía. Allí, un acusado debe ser condenado por un juez y tiene la posibilidad de acudir al Tribunal Superior y, eventualmente, a la misma Corte Suprema para intentar tumbar su condena.

No habría retroactividad El cambio sólo operaría para los procesos que lleguen a la Corte tras la reforma del reglamento. A la segunda instancia podrían acudir, además de los congresistas, los gobernadores, los directores de departamento administrativo, los ministros y los generales, quienes por ley también son procesados únicamente por el alto tribunal.

El proyecto incluye también reformas del periodo de la presidencia del alto tribunal, a la elección de magistrados, la conformación de las ternas y la elección de funcionarios como el Fiscal General. Las propuestas sobre el periodo de la presidencia van desde seis meses hasta tres años. Se ha hablado también de una presidencia colegiada.

Aunque se están tramitando como cambios al reglamento, estos temas pueden ser definidos por una ley del Congreso. De hecho, la doble instancia está en la agenda de la Comisión de Reforma a la Justicia, convocada por el Gobierno y recibida con reservas por las altas cortes, que le enviaron una carta al presidente Álvaro Uribe para pedirle que los cambios sea consensuados.

Mientras los críticos de la Corte y el Gobierno han planteado que la inexistencia de una segunda instancia viola los derechos de quienes tienen fuero, por lo menos cuatro decisiones de la Corte Constitucional han recalcado que quienes tienen procesos en la Corte Suprema son privilegiados por ser juzgados por la más alta instancia .

Su argumento es que esto ofrece imparcialidad, pues se evita que jueces de menor rango, que podrían estar sometidos a todo tipo de presiones, manejen estos procesos

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.