MATERIAS PRIMAS Y EFICACIA SALVARON A AMÉRICA LATINA DE UNA CRISIS PEOR

MATERIAS PRIMAS Y EFICACIA SALVARON A AMÉRICA LATINA DE UNA CRISIS PEOR

Hace diez años, la industria chilena de los fertilizantes de nitrato estaba casi muerta, aplastada por los bajos precios y la mala administración del monopolio estatal, Sociedad Química y Minera de Chile SA (Soquimich).

28 de junio 1995 , 12:00 a. m.

Pero ahora que los precios de los fertilizantes se han ido a las nubes, los depósitos de nitrato de este desolado desierto bullen de actividad. Soquimich, que ahora está en manos privadas, ha encontrado nuevos sectores especializados del mercado para sus fertilizantes y ha reducido sus costos al mecanizar la producción. Durante el primer trimestre del año sus ganancias subieron en un 74% con respecto al mismo período del año pasado, a US$12,2 millones.

Tomamos nuestra industria que era antigua como un modelo de auto] Ford T y le dimos un nuevo motor , dice Patricio Contesse, presidente ejecutivo de Soquimich.

Estas transformaciones _que se repiten en distintos países e industrias_ ayudan a explicar por qué la en el pasado problemática dependencia de América Latina de las exportaciones de materias primas, ahora se ha convertido en una bendición que ha contribuido a superar la turbulencia financiera posterior a la devaluación del peso mexicano.

En lo que va del año los altos precios mundiales de varios bienes básicos han ayudado a países que van desde Argentina hasta Perú a registrar rendimientos récord en materia de exportaciones. Durante el pasado año, los precios del café, cobre, harina de pescado, soya, madera y trigo han subido de manera marcada o mantenido sus altos niveles.

El fin del despilfarro Ha sido un momento positivo durante una época difícil , dice Sebastián Edwards, economista jefe del Banco Mundial para América Latina.

Pero igual de importante es el hecho de que ya no se despilfarran las ganancias procedentes de las exportaciones. Hasta hace unos años, la mayoría de las compañías mineras y petroleras de América Latina eran ineficientes y estatales. Los productores agrícolas a veces veían sacrificados sus intereses a fin de mantener contento al consumidor urbano y llenar las arcas del gobierno. El resultado, dicen los economistas, fue la corrupción y la caída de la inversión.

La privatización y la liberalización del comercio en la región han ayudado con estos problemas.

Un ejemplo es el caso de YPF SA, la petrolera argentina. Cuando YPF era propiedad del gobierno, su refinería de La Plata era una reliquia sucia y con exceso de personal que rara vez registraba ganancias, ni siquiera cuando el precio del petróleo estaba alto. Ahora la refinería privatizada parece una ciudad universitaria. Los 700 trabajadores que quedan en La Plata _en el pasado había 5.000_ producen petróleo refinado por la mitad del costo de hace cinco años.

Es cierto que todavía quedan muchos agricultores o compañías mineras que se las ven difíciles, rehenes de la escasez de crédito y la mala infraestructura de comercialización. También quedan muchos monopolios de recursos naturales, los gigantes como la Corporación Nacional del Cobre de Chile y Petróleos Mexicanos. Pero los analistas dicen que la capacidad de América Latina de administrar sus recursos ha mejorado mucho desde la última vez que los precios estuvieron tan altos.

El cambio de clima ha provocado otros resultados positivos: los inversores extranjeros siguen depositando enormes sumas de dinero en las operaciones agrícolas y mineras de la región, incluso mientras los inversores de bolsa y deuda huían del área.

Los cambios de la normativa minera de Argentina, Bolivia, México y Perú han desatado una carrera por explotar nuevas minas de cobre, oro, níquel y estaño. Por primera vez, en 1994 América Latina como región fue la N01 en materia de exploración , dice Félix Remy, especialista en temas mineros de Perú.

Estas inversiones ayudan a compensar por los empleos que se perdieron cuando se reestructuraron las compañías estatales. En Atacama las nuevas minas de cobre privadas y los servicios que giran en torno a ellas han compensado con creces los puestos de trabajo perdidos cuando Soquimich redujo su plantilla laboral a principios de la década. Antaño, los que trabajaban en la industria del nitrato tenían ampollas en las manos , dice Jaime Alvarado García, maestro de escuela de Antofagasta, al norte de Chile. Ahora usan el cerebro .

Los agricultores y hacendados también se han beneficiado en términos generales del cambio hacia la política de libre mercado. La abolición de la fijación del precio de los cereales y la eliminación del sistema de crédito subsidiado han sido dolorosas para muchos hacendados argentinos, pero los sobrevivientes se benefician del aumento de los precios. Los agricultores reciben directamente un porcentaje mayor de los precios mundiales que en el pasado , dice Héctor Marsili, director de la filial argentina de Cargill Inc.

Ese es uno de los motivos por el que Argentina registra una cosecha abundante este año. Además de que las condiciones meteorológicas han estado de su parte, los agricultores que labran la pampa húmeda , una región del tamaño de Francia, han registrado cosechas casi récord de maíz, soya, girasol y trigo, en parte porque ahora tienen el incentivo de usar más fertilizante.

Churrasco en Harrods Los analistas dicen que el aumento de la inversión en agricultura se puede ver por toda la región. Un ejemplo es el café, una cosecha importante desde Brasil hasta México. Aunque su precio ha bajado del máximo alcanzado a fines del año pasado luego de una helada que diezmó las cosechas, todavía está muy alto y se traduce en un aumento de la siembra y la inversión en procesamiento en países como Costa Rica y Colombia.

Esto incluso se aplica a México, el país más perjudicado por la caída de los flujos financieros. El colapso del peso, que laceró muchas industrias, ha resultado una bendición para los productores de café del sur del país.

Los productores también se vuelven más astutos en cuanto a la comercialización. Los productores de fruta chilenos han edificado una industria que vende US$1.000 millones al año de kiwi, uva y arándano a mercados norteños durante el invierno. Los agricultores guatemaltecos venden frambuesa y zarzamora.

Luis Piñero Pacheco, ganadero argentino, es otro ejemplo. Selecciona sus novillos genéticamente, los alimenta con los pastos de la pampa y les da 24 horas de descanso a la sombra antes de faenarlos. Sus churrascos Novillo Pampeano son de los más caros que vende la tienda Harrods de Londres.

(Ver gráficas)

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.