SEGUROS UN TECHO PARA EL HOGAR

SEGUROS UN TECHO PARA EL HOGAR

Casi en ningún lugar de Colombia se maneja el concepto de un seguro para la vivienda.

24 de junio 1995 , 12:00 a. m.

Tampoco hay una mentalidad formada con criterios de protección.

Por lo general, y sólo en casos de emergencia, la gente se acuerda de que existen las compañías aseguradoras.

Sin embargo, es bueno conocer las posibilidades para proteger el hogar.

En la actualidad hay varios compañías y tipos de seguros para la casa.

Uno de los más llama la atención de las personas que buscan proteger su patrimonio es el denominado de incendio y / o rayo.

Lo atractivo de ese modelo son los amparos adicionales que cubre perdidas por explosión, terremoto, temblor, asonada, motín y conmoción civil entre otros.

En cualquier hogar existen otros daños que es bueno prevenir y que se incluyen dentro de la póliza.

Por ejemplo, fallas en la tubería del agua que causan averías en el apartamento y en el de los vecinos.

Eso ocasiona el taponamiento en cañerías, inundaciones provenientes de agentes externos como quebradas. Esos casos ya se han presentado dentro del perímetro urbano.

También se puede proteger el patrimonio de los ataques, producto de un acto terrorista.

Otro tipo de seguro que recibe el nombre de Extended Coverage, fue diseñado para responder por averías en los tejados por causa del granizo, tempestad, humo e impacto de vehículos terrestres y caída de aeronaves.

Aunque es poco frecuente no se descarta la posibilidad de accidente en la ciudad por su cercanía con el aeropuerto.

En caso de destrucción, parcial o total de una edificación se trabaja con el amparo de remoción de escombros y un seguro de renta que le paga el arriendo al damnificado mientras soluciona el problema.

Cubrimiento total En el mercado colombiano laboran diferentes aseguradoras que de acuerdo con el tipo de necesidad ofrecen varios sistemas de protección Según el Jefe del Departamento de Seguros Generales y Técnicos de la Previsora de Seguros, Carlos H Delgado, se crearon pólizas especializadas en el hogar que cubre toda clase de eventos. Estas incluyen responsabilidad civil y daños a terceros. Esas pólizas se denominan multirriesgo.

El cliente tiene la obligación de leer la póliza y lo que no entienda consultarlo con el asesor de seguros o directamente con la compañía.

Para evitar confusiones o errores, el texto de la póliza se escribe en letra grande y legible con las aclaraciones respectivas.

Sin embargo, es bueno tener en cuenta que las edificaciones son construidas con diferentes materiales.

Eso influye en el momento de tomar un seguro porque algunas casas, por su ubicación y construcción, tienen mayor probabilidad de daños en caso de emergencia.

Las construcciones se dividen en grupos de menor a mayor riesgo y de acuerdo con esto se estipula el valor del seguro.

Los bienes muebles como piezas de arte, alfombras, electrodomésticos y todo lo que contenga el interior de una vivienda debe ser especificado por aparte.

El usuario debe entregar una relación de bienes que desee incluir en la póliza y especificar el valor de cada uno.

Los precios fluctúan entre las aseguradoras porque existe una libertad de tarifas.

Los pasos para obtener un seguro son muy sencillos. Básicamente incluye la solicitud y la inspección por parte de la aseguradora para analizar el estado y la protección que tiene el inmueble.

Evaluado el riesgo la entidad acepta o rechaza el factor de riesgo. Por lo general, la póliza lo asegura por un año. No se debe olvidar la renovación del seguro para evitar problemas.

Dentro de ese paso existe un deducible por siniestro que es un porcentaje que la aseguradora establece y pacta sobre el valor de la perdida y que debe ser asumido por el usuario. Eso opera con un valor mínimo.

La función del deducible es hacer que el asegurado se preocupe por cuidar los bienes.

Qué es lo básico Según Heber Flórez, corredor de la empresa de Lima, para adquirir una póliza de hogar se debe tener en cuenta lo siguiente: Un conducto regular que consiste en la asesoría que le presta un agente al usuario para determinar si el seguro le sirve.

Después viene la inspección del inmueble, y con base en las condiciones en que se encuentre la edificación se fija el precio de la póliza.

Por otra parte, algunas entidades entre las que se cuentan las aseguradoras Skandia, Interamericana y Fénix, tienen la llamada Póliza de Hogar, que es nueva en el mercado.

Esa consta de un amparo básico y un amparo adicional.

El primera cubre daños por terremoto e incendio.

También todo lo relacionado con responsabilidad civil. Esto incluye los accidentes causados por las empleadas de servicio en horas laborales en sitios distintos a la vivienda.

El segundo se encarga de proteger los equipos y electrodomésticos.

En ese punto el interesado deben llenar un formato especial donde se especifica el tipo y características y precio del bien mueble.

La tasa del amparo básico tienen un costo que varía entre el 1,5 hasta el 2,23 por mil del valor del bien asegurado.

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.