LAS RATAS SE PASEAN POR EL AEROPUERTO EL DORADO

LAS RATAS SE PASEAN POR EL AEROPUERTO EL DORADO

El cuerpo menudo y ágil de la mayoría de sus integrantes los convierte en los principales sospechosos. Aunque se les ve constantemente en los muelles nacional e internacional del aeropuerto Eldorado prefieren trabajar en el muelle de carga.

12 de junio 1995 , 12:00 a. m.

Están tan bien organizados que, hasta ahora, la banda no ha podido ser desarticulada. Claro está, que en este punto ha faltado decisión política.

No transportan droga, tampoco hacen cambiazos ni de maletas ni de aviones y no son tan peligrosos como se cree, pero eso sí, su presencia espanta, especialmente a las mujeres.

Se trata de las bandas de roedores: ratas y ratones, que abundan, tanto en el interior del aeropuerto internacional Eldorado como por sus alrededores.

Según un estudio realizado el .pasado mes de febrero por la División de Control de Factores de Riesgo de la Secretaría Distrital de Salud (SDS), esa invasión de roedores se presenta debido al deficiente servicio de alcantarillado y el pésimo manejo de las basuras, causas por las cuales el aeropuerto no ha podido obtener su respectiva licencia sanitaria de funcionamiento.

A pesar de que la SDS viene insistiendo desde 1989 para que las directivas de la terminal aérea se comprometan a cumplir con un plan orientado a subsanar las deficiencias de Eldorado, a la fecha dicho programa no se ha cumplido.

Por lo menos, eso fue lo que comprobaron el pasado 19 de mayo de 1995, los funcionarios de la SDS que realizaron una visita al aeropuerto, aseguró el jefe de epidemiología de la Secretaría Distrital de Salud (SDS), Jaime Avendaño.

Según Avendaño, a pesar de que Eldorado no posee su respectiva licencia sanitaria de funcionamiento, la SDS no puede proceder a cerrar las instalaciones de la terminal, pues ocasionaría un problema de carácter mundial.

Lo que si podemos hacer, es tomar medidas preventivas como sellamientos de algunas áreas , indicó el funcionario.

El acta de compromiso El 7 de diciembre de 1994 funcionarios de la Unidad Administrativa Especial de la Aeronáutica Civil se comprometieron a adelantar una serie de acciones con el fin de mejorar la situación sanitaria del aeropuerto.

Entre algunos de los compromisos suscritos se encuentran: el mejoramiento del manejo de los residuos, (basuras de aviones y las que produce el mismo aeropuerto) control de aguas potables, residuales y de excretas.

Así mismo, mayor control sobre la prestación de servicios sanitarios y control de vectores (roedores y zancudos), entre otros.

El jefe de la unidad de epidemiología de la SDS, Jaime Avendaño, manifestó que el manejo de las basuras de los aviones es crítico, especialmente en las rampas y en las bodegas, sitios en donde se produce la mayor cantidad de residuos. La recolección de los desechos es inadecuada y a pesar de que la Aeronáutica posee un horno incinerador, no lo utiliza .

Otro gran problema que registra el aeropuerto es el manejo de excretas. Así lo manifiesta tanto Avendaño, como el diagnóstico de la SDS.

Según este informe, el descargue de excretas y aguas residuales de los aviones se realiza por medio de carros cisterna que drenan directamente a puntos o tuberías en la pista, originando derramamiento de excretas y aguas sobre la superficie de la pista creando contaminación y riesgo sanitario .

Por su parte, Avendaño asegura que las mangueras que utilizan los carros cisterna para recoger este tipo de desechos de los aviones, registran fugas. Además, para depositar las excretas, el aeropuerto tan sólo cuenta con dos puntos. Uno, que se encuentra en funcionamiento y, el otro, que actualmente se construye. El que se encuentra en uso presenta una deficiencia y es que el diámetro que tiene es muy pequeño, motivo por el cual se tapona constantemente, aseguró Avendaño.

Según lo consignado en el diagnóstico sanitario de la SDS el sistema de alcantarillado del aeropuerto Eldorado no se encuentra conectado a la red distrital, vierte sus aguas residuales al río Bogotá por medio de bombeo, pero actualmente no está funcionando el bombeo.

La red interna tiene más de 30 años de construida y es inadecuada, la capacidad instalada se supera por la demanda del servicio, falta mantenimiento lo que origina taponamientos en las redes y ruptura de tuberías

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.