ASÍ CONOCIÓ LA NOTICIA EL MUNDO

ASÍ CONOCIÓ LA NOTICIA EL MUNDO

REUTER No me maten El máximo jefe del cartel de las drogas de Cali Gilberto Rodríguez Orejuela, quien pidió a sus perseguidores que no lo mataran, fue capturado ayer por una unidad de élite de la policía en un espectacular operativo.

10 de junio 1995 , 12:00 a. m.

La captura del capo de las drogas se produjo hacia las 15:00 horas (20:00 GMT) en una residencia de la ciudad de Cali, capital del departamento del Valle, 250 kilómetros al sudoeste de Bogotá.

Rodríguez Orejuela de 56 años y conocido como El Ajedrecista , fue encontrado oculto en un escondite ubicado en el interior de una habitación de una lujosa residencia del norte de Cali.

Tranquilos muchachos, no me vayan a matar que yo soy un hombre de paz, yo me entrego , dijo Rodríguez al ser descubierto, según reveló uno de los oficiales que participó en el operativo.

En la gigantesca operación participaron unos 1.000 hombres con el apoyo de helicópteros artillados. Tras su captura fue trasladado de inmediato a la capital colombiana bajo un fuerte dispositivo de seguridad en un avión de la policía.

Con evidentes signos de obesidad y una incipiente barba, Rodríguez llegó a Bogotá escoltado y esposado en medio de decenas de policías. Luciendo una camisa a rayas blancas y azules fue conducido en un helicóptero a la sede de la dirección general de la policía.

Samper dijo que la captura constituye una gran victoria de la nación colombiana comprometida con la justicia, con la paz y una política integral contra el narcotráfico .

Este es el principio del final del cartel de Cali, no vamos a desfallecer hasta no ver totalmente erradicado de Colombia, este problema , afirmó Samper en una declaración que leyó.

El jefe de Estado felicitó a la unidad élite de las fuerzas armadas que realizaron el operativo, el más significativo efectuado en Colombia en la lucha contra el narcotráfico desde diciembre de 1993 cuando fue abatido el jefe del cartel de Medellín, Pablo Escobar.

Por su parte, el director de la policía, general Rosso José Serrano Cadena dijo que este es un triunfo que le dedicamos a todos los policías de Colombia y al presidente de la República .

AP Sin un solo tiro Gilberto Rodríguez Orejuela, máximo líder del cartel de Cali y prófugo de la justicia desde hace varios años, fue capturado ayer, sin necesidad de disparar un solo tiro, durante una operación de fuerzas de la policía, informó el presidente Ernesto Samper Pizano.

Este es el principio del fin del cartel de Cali , dijo el presidente en una intervención por radio y televisión. El cartel controla alrededor del 80 por ciento del mercado mundial de la cocaína, según la DEA, la agencia antinarcóticos de Estados Unidos.

Se trata de una gran victoria de la nación colombiana que de esta manera demuestra su compromiso con la justicia y con la paz , agregó el presidente que extendió una calurosa felicitación a los hombres del ejército y la policía que ejecutaron la operación.

Rodríguez Orejuela, cabecilla del mayor imperio de la cocaína, cayó en una vivienda del barrio Santa Mónica de Cali, en un lujoso sector del sur de la ciudad, junto con otras cinco personas, tres mensajeros y dos muchachas del servicio doméstico, y fue trasladado inmediatamente a una base de la Fuerza Aérea Colombiana en Cali y posteriormente a Bogotá.

Cuando se produjo el ingreso de la fuerza pública no se encontraba el señor Rodríguez Orejuela y solo unos vidrios rotos que estaban al lado de un televisor advirtieron que algo extraño estaba pasando. Al remover el televisor fue mayúscula la sorpresa al encontrar escondido al señor Gilberto Rodríguez Orejuela , dijo el jefe de la policía secreta Ramiro Bejarano.

El asumió una posición tranquila y no opuso ninguna resistencia. Ha sido tratado de muy buena manera, a pesar de tratarse de un delincuente muy importante. Será recluido en una prisión de alta seguridad en Bogotá , agregó.

El poderoso narcotraficante fue capturado hacia las 13.00 hora local (19.00 GMT), pero sólo dos horas después la policía confirmó que se trataba del Rodríguez Orejuela, después de un cotejo de sus huellas dactilares.

El ministro de defensa Fernando Botero Zea dijo en una conferencia de prensa que en la operación se decomisaron tres pistolas y dinero en moneda nacional y dólares de los Estados Unidos, en cantidad que no precisó. Agregó que fue localizado gracias a una intensa labor de inteligencia de la policía .

El fiscal general Alfonso Valdivieso anunció que Rodríguez Orejuela será escuchado en indagatoria pues tiene varios procesos pendientes por los delitos de narcotráfico, enriquecimiento ilícito y asociación para delinquir.

Rodríguez Orejuela tiene también varios procesos pendientes en los Estados Unidos, pero el vicefiscal Adolfo Salamanca recordó que no podrá ser extraditado por prohibición constitucional.

Será procesado y juzgado en Colombia, sin presiones externas y rodeado de todas las garantías de la ley , afirmó Salamanca.

Agregó que hay suficientes elementos de juicio y pruebas para adelantar los procesos respectivos. Además el embajador de los Estados Unidos nos ha ofrecido suministrar pruebas sobre los procesos que cursan en los Estados Unidos, las cuales serían muy convenientes para poder juzgarlo por todos los hechos delictuosos de que se le acusa .

Rodríguez Orejuela, conocido con el apodo de El Ajedrecista , pasó de ser un modesto farmaceuta en la década de los años 70 a uno de los hombres mas poderosos de Colombia, dueño de un imperio empresarial, construido con el dinero de la droga.

AFP En un armario El máximo líder del cartel cocainero de Cali, Gilberto Rodríguez, capturado este viernes, fue hallado dentro de un armario en una lujosa residencia de esa ciudad del occidente de Colombia, en una acción considerada como un gran triunfo por el presidente Ernesto Samper.

Como líder de una organización abastece el 80% de la cocaína que penetra en Estados Unidos, Rodríguez, de 56 años, era considerado como el hombre más buscado del mundo, por lo que había sido objeto de una feroz persecución que hoy dio sus frutos.

La captura de Rodríguez, con cuatro de sus guardaespaldas, fue realizada por el Bloque de Búsqueda, una unidad conformada por oficiales de la policía y el ejército encargada exclusivamente de la persecución del cartel de Cali.

La detención del jefe del cartel de Cali se produjo hacia las 15H00 locales gracias al seguimiento de un hombre que las autoridades sabían que era de entera confianza del capo.

El hombre fue seguido hasta una residencia, donde las unidades de combate del ejército y la policía ingresaron, encontrando a Rodríguez dentro de un armario.

Muchachos, no me maten que soy hombre de paz , dijo el señalado narcotraficante, quien vestía una camisa de rayas rojas y blancas y un pantalón gris. Igualmente lucía una barba de cuatro o cinco días.

En el momento de su captura, Rodríguez portaba dos revólveres -que no intentó utilizar-, y tenía dos millones de pesos (unos 2.300 dólares). Las autoridades encontraron igualmente una caja fuerte que contenía documentos que son evaluados.

Una vez detenido, Rodríguez fue trasladado de inmediato a Bogotá, donde fue sometido -a petición suya- a un riguroso chequeo médico y luego presentado a la prensa, en medio de impresionantes medidas de seguridad.

Entretanto, el presidente Ernesto Samper señalaba que el golpe dado por su gobierno se constituye en el principio del fin del cartel de Cali y daba un parte de victoria destinado claramente a Estados Unidos que criticó durante meses la política anti-drogas del gobierno colombiano.

No vamos a desfallecer hasta tanto no ver totalmente erradicado de Colombia el problema del narcotráfico , dijo el presidente, quien hizo además un nuevo llamado a la cooperación internacional para luchar contra ese delito.

La captura del jefe máximo del cartel de Cali se debió en buena parte a una gran presión ejercida por las autoridades en los últimos meses, cuando se practicaron muchos allanamientos que fueron cerrando el cerco sobre él.

La captura de Rodríguez Orejuela, llamado El Ajedrecista por su enorme habilidad para los negocios y para burlar a las autoridades, se convierte en un triunfo de gran resonancia para el gobierno del presidente Ernesto Samper, quien el año pasado, cuando asumió su cargo, prometió que acabaría con la organización del Cártel de Cali.

El golpe dado hoy por la policía se convierte en su mayor triunfo desde que el pasado 2 de diciembre de 1993 fue abatido en Medellín -norte de país- el narcotraficante Pablo Escobar, cabecilla del entonces poderoso y violento cártel cocainero de Medellín.

EFE Cayó el ajedrecista El gobierno colombiano se apuntó ayer un gran triunfo al ser detenido Gilberto Rodríguez Orejuela, alias El Ajedrecista , supuesto máximo jefe del Cartel de Cali, tras haber sometido durante un año a esa ciudad del suroeste de Colombia a un cerco policial-militar sin precedentes.

Es una gran victoria de la nación colombiana , proclamó el presidente colombiano, Ernesto Samper, en sus primeras declaraciones tras anunciarse la captura, y prometió que la lucha contra el narcotráfico seguirá sin tregua.

Este es el principio del final del Cartel de Cali , agregó el presidente colombiano.

El hombre más buscado por Colombia y Estados Unidos, cabecilla de un consorcio de narcotraficantes que controla el ochenta por ciento de la cocaína que se consume en Estados Unidos y Europa, fue detenido durante el registro de una residencia situada en un barrio de clase alta de Cali.

El Bloque de Búsqueda, cuerpo de elite integrado por policías y militares colombianos apoyados por agentes estadounidenses, había efectuado en esa ciudad de dos millones de habitantes 2.300 registros de supuestas propiedades de los jefes del Cartel, hasta hoy sin éxito.

Tras la detención, el considerado número uno del Cartel fue trasladado en medio de grandes medidas de seguridad a Santafé de Bogotá.

Gilberto Rodríguez, de 56 años, su hermano Miguel, de 52, y los también narcotraficantes José Santacruz Londoño, Helmer Herrera Buitrago, Phanor Arizabaleta y Henry Loayza, han sido señalados como jefes de esa organización que acaparó gran parte del mercado mundial de estupefacientes tras el desmantelamiento del Cartel de Medellín y la muerte de su jefe, Pablo Escobar, el 2 de diciembre de 1993.

El Bloque de Búsqueda, con apoyo de técnicos y equipos norteamericanos de intercepción de comunicaciones, fue también en aquella ocasión el factor determinante para acorralar y dar de baja a Escobar, en un tiroteo con agentes mientras trataba de escapar por el tejado de la casa de Medellín en el que se escondía.

El Ajedrecista , en cambio, no ofreció resistencia, según los primeros detalles conocidos.

Los agentes del Bloque de Búsqueda encontraron a El Ajedrecista en lo que en Colombia se llama una caleta , un escondite para personas, armas o alijos de droga.

La caleta estaba camuflada tras un armario empotrado en la casa del barrio Santa Mónica de Cali donde Rodríguez Orejuela, uno de los hombres más acaudalados del mundo, fue detenido junto con cuatro empleados de su servicio doméstico.

Tranquilos, muchachos. No me vayan a matar, que yo soy hombre de paz , gritó El Ajedrecista cuando fue localizado.

La Captura de Rodríguez Orejuela se produjo en momentos en que autoridades de Estados Unidos estaban presionando al gobierno de Samper para que combatiera al cartel de Cali con mayor contundencia.

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.