Secciones
Síguenos en:
LARGA JORNADA DE GUSTAVO DE GREIFF EN LA COMISIÓN DE ACUSACIÓN

LARGA JORNADA DE GUSTAVO DE GREIFF EN LA COMISIÓN DE ACUSACIÓN

Gustavo de Greiff Restrepo, el primer Fiscal General de la Nación, y portada de las más prestigiosas revistas del mundo, comenzó ayer a responder por las 15 demandas y denuncios penales que pesan en su contra en la Comisión de Acusación de la Cámara.

Por: REDACCIÓN EL TIEMPO
12 de abril 1996 , 12:00 a. m.

De Greiff, actual embajador de Colombia en México, dio ayer una versión libre y espontánea sobre cuatro casos específicos: haber exonerado, presuntamente, a Dandenys Muñoz Mosquera, alias La Quica , y actualmente recluido de por vida en una cárcel de Estados Unidos, por el atentado contra el avión de Avianca; haber expedido certificaciones de que reconocidos capos del narcotráfico no tenían deudas con la justicia; haber recibido presentes por parte de los jefes del cartel de Cali, y haber archivado el caso de los narcocasetes.

El ex fiscal llegó a las 9 de la mañana a la Comisión, en compañía de su abogado Omar Sarabanda. Allí, fue recibido por el presidente de dicha célula, Heyne Mogollón, quien tuvo a su cargo la formulación del cuestionario por el caso de La Quica , en el que se demoraron dos horas.

Posteriormente, el embajador fue atendido por el representante Rodrigo Arcila para abordar el tema de las certificaciones otorgadas aparentemente a los narcotraficantes Hélmer Herrera y Víctor Patiño Fómeque. La diligencia tardó media hora.

El vicepresidente de la célula investigadora, Jorge Humberto Mantilla, lo interrogó por el caso de los narcocasetes. Curiosamente, fue una de las versiones más rápidas, pues también duró apenas media hora.

Hacia las 4 de la tarde, dio su versión sobre el caso de varias anchetas que presuntamente le fueron enviadas por los jefes de la mafia. El caso estuvo a cargo del representante Ciro Alfonso Crispín y demoró otras dos horas.

A las 6 de la tarde, De Greiff terminó la maratónica jornada en la que, para sorpresa de quienes se hallaban presentes, no fumó su tradicional pipa, no bebió café y solo pidió nueve vasos de agua a lo largo del día.

El resto del tiempo se fue en el almuerzo: pollo, papas y gaseosa.

Una guardia de al menos cincuenta reporteros esperó impacientemente al ex fiscal a la salida, pero habilidosamente éste abandonó el edificio por una escalera secreta y nadie logró conseguir su versión sobre los hechos. Lo único que dijo el embajador antes de ingresar a la Comisión, en horas de la mañana, fue que se le estaba acusando por unas certificaciones que había expedido, y por el caso de La Quica . Yo no expedí ningún salvoconducto , expresó.

También se refirió a las protestas de varios ciudadanos en los alrededores de la embajada colombiana en México, que piden su renuncia.

En un país de noventa millones de personas, veinte ciudadanos no pueden calificar quién debe ser embajador de una nación o no , dijo.

Cuando se le preguntó por la gestión adelantada por su sucesor, el actual fiscal Alfonso Valdivieso, De Greiff prefirió no hacer comentarios.

También dijo que no es cierto que el caso de los narcocasetes se hubiera reabierto. El Fiscal (Valdivieso) no ha reabierto el caso, lo que demuestra que actué correctamente , expresó.

De Greiff volverá a la Comisión de Acusación la próxima semana para dar su versión sobre otras demandas que se le imputan, entre ellas la del famoso carcelazo a 28 concejales de Bogotá, cuando se encontraban en el cabildo del Distrito Especial.

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.