CONPES APRUEBA PLAN DE REVISIÓNDEL CENSO 1993

CONPES APRUEBA PLAN DE REVISIÓNDEL CENSO 1993

El Consejo Nacional de Política Económica y Social (Conpes) aprobó un programa de evaluación y ajuste del Censo 93, cuya inversión ascenderá a 2.168 millones de pesos.

27 de abril 1995 , 12:00 a.m.

De esta manera, el Departamento Administrativo Nacional de Estadísticas (Dane) podrá iniciar un proceso de revisión, ajuste y corrección del Censo Nacional de Población y Vivienda, que se realizó hace dos años con resultados hasta ahora nada confiables.

Por esa razón se fijó un proceso con el objeto de adecuar las cifras del censo a la realidad. En primer lugar se hará el ordenamiento y clasificación censal, que consiste en ordenar los formularios diligenciados con su respectiva información.

Posteriormente, se hará el ordenamiento de la información de medios magnéticos, con el fin de recuperar, depurar y ordenar en forma secuencial por departamentos, municipios y áreas de empadronamiento.

Luego, se hará el cotejo de la información, que consiste en comparar el estado del archivo físico con el de los medios magnéticos y los precensos, con el fin de identificar la información duplicada, faltante o mal ubicada geográficamente.

Después de ese proceso vendrá la reconstrucción de archivos, el análisis de calidad, el estudio de las grabaciones, depuración de información y los ajustes por cobertura.

Según el diagnóstico presentado al Conpes, además de haberse detectado una serie de inconsistencias, también se encontró que no se habían surtido a cabalidad las etapas requeridas para entregar información confiable al público .

Explica el informe que el proceso de evaluación, requisito técnico indispensable en cualquier censo, no se aplicó en forma integral y sistemática.

Errores Entre los hechos que llamó la atención a las personas que han investigado el censo, se encontró que para algunas poblaciones la información es repetida respecto al último conteo realizado, es decir, mantienen una población similar a la registrada en 1985. En otros por el contrario se encontró una población menor.

En otros casos, se encontró que las características socioeconómicas no corresponden con la realidad del municipio o que los datos obtenidos en un sitio son totalmente diferentes a los que se observan.

En general, dice el estudio, los resultados del censo no son consistentes con la otra información, aceptada comúnmente entre los especialistas en el tema, como es el caso de precensos, censos anteriores y mortalidad, entre otros aspectos.

Asimismo, se reveló que el material físico se encontró totalmente desordenado, lo que inicialmente hizo imposible la localización de los formularios para revisar los resultados.

Tampoco se hizo un control adecuado en el proceso de entrega y recepción del material para la grabación ni se aplicaron controles de calidad adecuados en tales procesos.

Frente a esas circunstancias y ante las opiniones de expertos y los reclamos de más de 400 municipios, se decidió ejecutar un programa de evaluación del Censo de 1993, que fue el aprobado ayer por el Conpes.

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.