EL TERROR RACISTA SE DESPLAZA A OKLAHOMA

EL TERROR RACISTA SE DESPLAZA A OKLAHOMA

Los atentados contra iglesias frecuentadas por la comunidad negra parecen no dar tregua. Sólo un día después de que el presidente estadounidense Bill Clinton visitara una iglesia negra de Greeyvilles, ayer en la mañana una iglesia de Enid, Oklahoma, fue destruida por un incendio. (VER MAPA)

14 de junio 1996 , 12:00 a.m.

Con este nuevo atentado, asciende a 23 el número de iglesias destruidas por las llamas en este año, pero a diferencia de los otros templos esta es una iglesia multirracial y cuenta con dos ministros blancos.

Aunque las autoridades consideraron sospechoso este último incendio por el momento no descartan la posibilidad de un simple accidente. El sargento de policía, David Gibson, indicó que uno de los comandantes del departamento de incendios informó que hallaron algunos restos de materiales inflamables en el lugar.

Por su parte, el reverendo de la iglesia Alfred Baldwin aseguró a la cadena de televisión CNN que por el momento no tenían ninguna razón para establecer un vínculo con los anteriores incendios. Pero aparentemente se trata de un acto de odio. Destruyeron completamente el salón comunitario y el santuario así que estoy seguro que va a ser una total destrucción . indicó Baldwin.

El presidente Clinton, quien a lo largo de la semana manifestó su indignación por los atentados contra la comunidad negra, reafirmó su posición al declarar que Estados Unidos jamás aceptará que se incendien las iglesias. Es lamentable y esto hay que detenerlo (...) Debemos hacer todo lo posible para que esto se detenga .

Clinton anunció una movilización de las autoridades para intentar detener la ola de incendios y aseguró haber invitado la próxima semana a la Casa Blanca a los gobernadores de los estados afectados por los atentados con el fin de preparar conjuntamente una estrategia de respuesta.

Además indicó que los responsables de las autoridades judiciales y policiales se reunirán para confrontar informaciones y los medios de acción.

La ola de incendios criminales contra iglesias del sur de los Estados Unidos empujó a los pastores de estas a pedir al gobierno federal el inicio de las medidas necesarias contra la que consideran una conspiración racista liderada por grupos defensores de la supremacía blanca. Los investigadores afirman no saber por el momento si se trata de una conspiración.

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.