FONSECA, CONTINÚA EL VIACRUCIS DE REFUGIADOS

FONSECA, CONTINÚA EL VIACRUCIS DE REFUGIADOS

Estamos aburridos sin hacer nada; el calor es insoportable, muchos tememos encapricharnos o tullirnos, nos sentimos presos a punto de estallar por la rabia , dijeron los campesinos Rafael Acuña y Carlos Fontalvo Bocanegra, en Hatonuevo.

16 de abril 1995 , 12:00 a.m.

Ambos hacen parte de las 594 familias (más cinco bebés nacidos en el curso del mes), que cumplieron un mes ubicadas en improvisados albergues en Hatonuevo (156), El Molino (53), el corregimiento de Los Remedios (185), jurisdicción de Maicao y Fonseca (200).

Desde el 14 de marzo la suerte y el futuro de los campesinos desalojados de Venezuela a Fonseca está en manos del Incora.

Virginia Ojeda, gerente de la regional Cesar-La Guajira, dijo en Valledupar que 2.621 hectáreas (unos 10 predios) comenzaron a ser negociadas para beneficiar las primeras 80 familias. Ya solicitó un perito para 824 hectáreas, quien se espera que llegue mañana. Afirma que la entidad cuenta con 4 mil millones de pesos para la adquisición de predios.

Hasta el momento han sido destinados 40 millones de pesos (5 de los municipios, y 35 de la gobernación y la Red de Solidaridad).

Y mientras llegaban las soluciones definitivas, EL TIEMPO conoció que las veredas que cuenten con una organización interna (ver recuadro) serán las primeras beneficiadas con la asignación.

Según el alcalde de Fonseca, Carlos García Britto, y los propios campesinos del Centro Cultural, en este lapso no les ha faltado atención, gracias a que ha contado con recursos oportunos.

Y ello cierto. Han colaborado Bienestar Familiar, Policía, Cruz Roja, Defensa Civil, el padre Bernardo Hoyos, Comfamiliar, Universidad Autónoma de Bucaramanga, y el Sena, entre otros.

El jueves y viernes Santos el Gobierno departamental los aprovisionó con pescado. Un sacerdote católico, Martín Adolfo Palacios, bautizó a 60 niños y les entregó a los labriegos 60 colchonetas, además de medicinas, alimentos e implementos para aseo personal. Otros campesinos fueron asistido por representantes evangélicos.

Así fue la Semana Santa para los desplazados de Venezuela, sin contratiempos graves, pero entre ruegos para que las promesas oficiales se concreten, porque la inactividad los está matando de angustia cada día que pasa.

El padre Palacios, en su mensaje de Semana Santa, les pidió no perder la fe en el Estado, que se esfuerza por solucionarles sus problemas a la brevedad, tener paciencia como lo hizo Jesucristo, en sacrificio por el bienestar de las comunidades, en especial de las que sufren .

Cómo viven? Los refugiados de Fonseca se organizaron desde hace dos años y medio en un bloque de siete veredas: El Bosque, El Porvenir, El Progreso, Montegómez, El Castillo, Consumidero y Baranoa.

Elaboraron normas de mando y convivencia. Así pudieron poner a raya a una columna de las Farc que quiso entrar a la zona para organizarlos. También le condicionaron a la vereda El Progreso el ingreso a la liga, si no destruía 4 hectáreas de coca que tenían sembradas.

Ese mismo régimen lo aplican ahora en el Centro Cultural de Fonseca. Cada vereda asea el lugar dos veces al día, prepara los alimentos y se encarga de la vigilancia interna. Todos deben estar en pie a las cinco a la mañana y las diez de la noche; nadie puede deambular por el recinto. Si uno incumple, los miembros de la vereda pagan multas de 5 a 15 mil pesos.

El comité central ha advertido que quien se emborrache corre el riesgo de ser excluido de la lista de asignación de tierra del Incora.

Para superar la inactividad, los jóvenes se constituyeron entre tanto en un comité. Por las tardes practican fútbol. Los niños juegan en columpios, balancines y toboganes, organizan rifas para comprar helados.

Los adultos, por su parte, asisten dos horas en la noche a cursos de capacitación sobre agricultura, ganadería, microempresa y ecología, a cargos de educadores del Servicio Nacional de Aprendizaje (Sena).

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.