LA 3D REVOLUCIONARÁ EL CINE

LA 3D REVOLUCIONARÁ EL CINE

Con Wings of courage, la primera película tridimensional de ficción, presentada el pasado miércoles en Nueva York con carácter de estreno mundial, el director francés Jean-Jacques Annaud estima que está dando el primer paso de una revolución cultural .

17 de abril 1995 , 12:00 a.m.

Empleado para documentales, este sistema patentado por Sony con el nombre de Imax consiste en bombardear a alto ritmo con señales infrarrojas las pantallas de cristales líquidos de las gafas del espectador, pasando de un ojo al otro. El cerebro combina las dos imágenes para obtener un efecto asombroso de profundidad y relieve.

Esas gafas llevan además altovoces individuales que restituyen un sonido magnífico, asimismo tridimensional.

En Wings of courage, que narra un dramático episodio de la vida de Henri Guillaumet, piloto del servicio aeropostal argentino, al lado de Antoine de Saint-Exupéry y Jean Mermoz, los espectadores se hundían en sus sillones cuando un tapón de champaña saltaba en primer plano y daba un brinco un perrito.

La película relata un accidente registrado en 1930 en Guillaumet, y la travesía de los Andes que realizó el piloto en condiciones espantosas. Algunos espectadores sufrieron vértigos.

El Imax da una fidelidad de reproducción parecida a nuestra experiencia personal , que constituye una revolución cultural tanto para el espectador como para el director o los actores, explicó Annaud.

El espectador ya no mira una imagen gigantesca, está en el espacio , señaló.

La aventura de Guillaumet no podía dar pie a una película de 90 ó 120 minutos y una producción de 3D está hoy por hoy limitada técnicamente a tres cuartos de hora.

Además, la película es diez veces más voluminosa que la de 35 milímetros, de manera que las cámaras no van más allá de los tres minutos de filmación por cargador y los proyectores también tienen limitaciones de tiempo.

Por otra parte, la gimnasia que el sistema implica para los ojos y el cerebro acaba cansando y la migraña puede hacer su aparición hacia el final de Wings of courage.

Estas cortapisas técnicas han pesado mucho en el rodaje, no así en el presupuesto, de 14 millones de dólares cuando una película estadounidense media viene a costar 35 millones de dólares.

Según Jean-Jacques Annaud, Sony, la distribuidora, espera recuperar la inversión a largo plazo de esta película gracias a la multiplicación de sesiones, que propicia su corta duración, en cines que pueden ser muy grandes.

Por el momento, sólo tres cines fijos -en Nueva York, Poitiers (Francia) y Chiba (Japón)- permiten disfrutar de la tercera dimensión en el mundo.

La película, que tiene previsto su estreno en Estados Unidos el 21 de abril, pasará también en dos dimensiones en una decena de cines dotados de pantalla gigante.

Para el director francés, se trata de saber cómo organizar la manipulación de la realidad para conseguir que crean nuestra historia. Estamos acostumbrados a ciertas trampas que en tres dimensiones no funcionan .

Además, los actores dejan de ser mitológicos debido a la fidelidad de reproducción que da la máquina , asegura el director de obras tan diferentes como El oso, El nombre de la rosa y El amante. Igual que cuando llegó el cine sonoro, algunos actores fabulosos en dos dimensiones ya no son posibles en tres. Para trampear en Imax hace falta más talento , asegura.

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.