AUTORIZAN INDAGATORIA A WILLY CLAES

AUTORIZAN INDAGATORIA A WILLY CLAES

El Parlamento belga ratificó ayer la decisión de una comisión especial para que el secretario general de la Organización del Tratado del Atlántico Norte (OTAN), Willy Claes, y dos ex ministros puedan ser interrogados por el Tribunal Supremo en relación con el escándalo de las comisiones ilegales de Agusta .

08 de abril 1995 , 12:00 a. m.

De los 212 diputados que componen la Cámara Baja belga, 187 votaron a favor de que Claes declare ante el Tribunal Supremo, 16 en contra y uno se abstuvo.

Después de una reunión a puerta cerrada de casi tres horas, el Congreso respondió también positivamente al requerimiento para que comparecieran ante la Justicia los ex ministros de Defensa Guy Coeme y de Interior Louis Tobback.

El fiscal general del alto tribunal le había pedido el miércoles al presidente del Parlamento belga, Ferdinand Nothomb, la autorización para que Claes compareciera ante el Tribunal Supremo.

Según la ley belga, los fiscales necesitan esa autorización para poder interrogar a miembros del gabinete o a ex ministros.

Las pruebas Willy Claes era ministro de Asuntos económicos en 1988 cuando la empresa italiana Agusta obtuvo un contrato de 225 millones de dólares por la venta de 46 helicópteros al ejército belga. Los dirigentes de Agusta confesaron a la justicia que habían entregado sobornos de 1,6 millón de dólares para obtener el contrato.

Esta decisión parlamentaria, necesaria para personas aforadas, supone que los tres políticos socialistas podrán ser interrogados por el alto tribunal belga, ser sometidos a careos con otros testigos o a registros domiciliarios, aunque impide la detención preventiva o la inculpación.

La declaración de dos ex directores de Agusta, que reconocieron haber pagado 1,6 millones de dólares en 1988 a los ministerios de Economía y Defensa como comisiones para lograr el contrato de la compra de 46 helicópteros, es el origen de la decisión del Tribunal Supremo belga para interrogar a los tres ex ministros.

Sin embargo, la compañía Agusta continuaba negando ayer cualquier entrega de comisiones a ministros belgas en 1989.

Somos completamente ajenos a cualquier actividad financiera con fines ilícitos , declaró el director de asuntos generales de Agusta, Gianluigi Ghezzi, en Cascina Costa (norte de Italia).

El escándalo Agusta ha provocado la dimisión de varios dirigentes socialistas, el último de ellos el ya ex ministro de Exteriores Frank Vandenbroucke.

Además, cinco altos dirigentes del Partido Socialista belga están en prisión preventiva, entre ellos, el jefe de Gabinete de Claes cuando era ministro de Economía Johan Delanghe, uno de sus principales colaboradores durante años.

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.