‘Yo soy el que cierra los casos en csi'

‘Yo soy el que cierra los casos en csi'

A los 60 años, Paul Guilfoyle, puede jactarse de haber visto una cantidad considerable de cadáveres falsos, litros de sangre cinematográfica y de haber escuchado miles de teorías y soluciones a asesinatos que parecían casi perfectos.

08 de septiembre 2008 , 12:00 a.m.

Lleva más de ocho años interpretando al detective Jim Brass de la serie CSI Las Vegas, aunque nunca ha realizado una autopsia.

“Una vez estaba haciendo una escena en la cual hablaba con alguien y estábamos junto a un cadáver, interpretado por un actor que tenía pintado de blanco todo el cuerpo. Una vez terminamos de rodar y el director dijo ¡corten!, el muerto abrió súbitamente los ojos y dijo: ‘Hey... eso fue realmente bueno, Paul’”.

Así retrata su día a día Guilfoyle en la serie de forenses más famosa de la televisión estadounidense, que ya lleva ocho años emitiéndose en todo el mundo y que se volverá a ver desde su primera temporada en el canal Citytv, de lunes a viernes a las 10 p.m., y los sábados y domingos a las 9:30 p.m.

“El éxito de CSI se debe a que buscamos la verdad y exploramos la necesidad de resolver crímenes”, comenta el actor. Una fórmula que se ha replicado con ejemplos como CSI Miami y CSI Nueva York.

Desde la primera temporada, la raíz de todo ha sido seguir la evolución de crímenes y atrapar a los culpables con una perspectiva científica. La serie prefiere las evidencias a las persecuciones o balaceras comunes del género policiaco.

El detective tradicional “En todo este juego de evidencias, laboratorios y detalles Brass es el que ‘cierra el caso’, es el que tiene el poder de la ley y les impone un poco de ironía y humor a las historias”, recalca este actor de 60 años que comenzó su carrera en 1975 en el filme The Next Door y trae consigo el peso de 183 capítulos de CSI.

Formado en el Actors Studio de Nueva York y con una hoja de vida en la que se registran apariciones en películas como Air Force One, Entrevista con el Vampiro o L.A Confidential, reconoce que ha sido gracias a esta producción que ha logrado un mayor reconocimiento de su trabajo y se siente muy feliz de ser ‘diferente’, el que no sabe manipular evidencias o cruzar variables para revelar un caso.

“Soy un policía que cumple la tarea de atrapar al que comete el crimen. Mi experiencia en CSI me ha permitido actuar todos los días. Yo trabajo con un gran equipo, que lo único que hacen es dejarme hacer mi trabajo cada vez mejor”.

Un trabajo en el que se enfrenta al juego que tienen que plantearse los guionistas para concebir delitos más elaborados, asesinatos cada vez más cuidadosos y resoluciones arriesgadas e impredecibles.

“La dirección correcta de todo esto es revelar rasgos de mi personaje, ya que la serie continúa y va revelando lo que encierra el detective Brass y así mismo a todos los del elenco”.

Ahora sigue firme en la serie, a la espera de las decisiones acerca de un nuevo protagonista que reemplace a William Petersen (Grisson), pero no se duerme en los laureles.

“Mi siguiente paso es desarrollar mucho más a Jim con los guionistas para hacerlo lo más auténtico posible. Por otro lado, sigo dedicado a una labor de ayuda para los niños con cáncer y luchando por los derechos humanos en países del tercer mundo”.

Así mismo, se está preparando para participar en un filme llamado American Violet. “Estoy entusiasmado con eso y espero que me vaya bien en este proyecto”, concluye el policía que en ocho años no ha aprendido a utilizar los microscopios de sus compañeros forenses, pero tiene el último eslabón en la cadena que lleva a descubrir a un asesino.

EL REEMPLAZO DEL JEFE.

Mientras Paul Guilfoyle sigue en la búsqueda de más matices para su personaje, los productores de CSI ya encontraron a quién tomará el puesto de William Petersen, que desde la primera temporada desarrolló el personaje de Gil Grissom, considerado el más importante de la serie.

El elegido fue el reconocido actor Lawrence Fishbourne (recordado como Morpheus en la saga de ‘Matrix’), quien ofrece, además de una carrera de 20 años en el cine y la televisión, la posibilidad de una interpretación fría o ambigua, cercana al papel que hizo junto a Keanu Reeves.

Fishburne encarnará a un profesor universitario y ex patologista cuyo perfil genético es similar al de los asesinos en serie, es decir que podría tener el mismo perfil de un asesino en serie pero sin impulsos homicidas.

Para el papel también se tuvieron en cuenta a Bruce Willis, James Woods, James Gandolfini y hasta la actriz Geena Davis, que llamó la atención en el 2005 en el drama político ‘Commander in chief’, en el que interpretó a la primera mujer presidente de Estados Unidos

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.