Cafetería para gatos en Tokio

Cafetería para gatos en Tokio

El amor de los japoneses por los animales ha llegado al punto de crear cafeterías especializadas en gatos, donde además de camareros trabajan animales que dan a los clientes cariño y compañía.

01 de septiembre 2008 , 12:00 a.m.

El servicio es muy simple, ya que solo hay que pagar 500 yenes (4,5 dólares) por media hora de estancia rodeado de gatos, que se puede renovar cada 10 minutos a cambio de 150 yenes (1 dólar). Eso sí, los clientes no pueden traer sus propios gatos.

Se pueden consumir bebidas como café, té, zumo e incluso cerveza, pero no comida.

La idea es jugar o estar con gatos de entre menos de un año y 3 años, que trabajan en esta cafetería.

Antes de relacionarse con estos animales es obligatorio el rito de ir al baño para lavarse las manos, primero con un jabón especial y luego con alcohol, por razones de higiene.

La idea de este tipo de cafetería llegó de Taiwan, donde un nipón que pasaba por la capital, Taipei, importó el concepto para ponerlo en práctica en Osaka. Desde entonces, para el sector de las mascotas japonés, cuyo valor es más de un billón de yenes (9.174 millones de dólares), han florecido decenas de cafeterías de gatos en Japón.

Solo en Tokio ya hay una veintena, pero la pregunta es: ¿qué es lo que hace que un japonés pague 500 yenes (4,5 dólares) para tomarse un café rodeado de gatos? Según la dueña de la cafetería gatuna Neko JaLaLa, Mariko Nakamura, las razones son varias, una de ellas es que estos animales proporcionan un ambiente de relajación.

Sanae Inada, que visita varias cafeterías de gatos regularmente, dijo que como los due- ños de los felinos no suelen pasearlos por la calle, no pueden conocer a otros dueños que les aclaren las dudas sobre sus mascotas.

“Aunque tengo tres gatos, me apetece ir a la cafetería y para que no se pongan celosos mis niños, les llevo algunos regalos”, dice Inada.

La dueña de Neko JaLaLa explicó que entre semana pasan unas 30 o 50 personas al día por el local y unos 60 el fin de semana. Hay clientes que se acercan a la cafetería 2 o 3 veces por semana y cada uno tiene su favorito, pero el gato más exitoso es Jack, un ejemplar negro de 2 años y medio, porque es muy tranquilo. EFE

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.