ALEJANDRO CORREA:

09 de octubre 1990 , 12:00 a. m.

Apenas ahora venimos a enterarnos de la repentina desaparición, hace cosa de un mes, en Medellín, del bartono antioqueño Alejandro Correa. Había perfeccionado estudios, y muy seriamente, en Italia, para después actuar a menudo en su patria chica y en la grande, destacandose como figura notable en las operas llevadas a cabo en Medellín, y posteriormente en la fenecida Opera de Colombia. Aunque en los últimos años sus facultades habían disminuído obviamente, conservaba siempre sus inteligentes dotes histrionicas, que le ayudaban a compensar el natural desgaste de su capacidad vocal. Así lo probó en su última aparición en Bogotá como protagonista en el Don Pasquale de Donizetti. Entre sus multiples creaciones los antioqueños no habrían olvidado que Alejandro Correa protagonizó igualmente alguna vez el Orfeo de Gluck. Y lo que nadie olvidará de Alejandro es su calido valor humano; siempre listo a servir y a colaborar, escondiendo modestamente sus méritos y su erudición en el campo de la opera, el artista desaparecido deja un imperecedero recuerdo entre un numero muy grande de amigos y de companeros de oficio.

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.