Secciones
Síguenos en:
EL ISLAM, LUCHA POLÍTICA CON EXCUSA RELIGIOSA

EL ISLAM, LUCHA POLÍTICA CON EXCUSA RELIGIOSA

1995 empezó con el espectro del integrismo rondando por los lados del mundo musulmán. De hecho, los últimos actos terroristas perpetrados por él (asesinatos de opositores, intelectuales, artistas, extranjeros, atentados, secuestro de un avión, por citar algunos) han sembrado la zozobra en la comunidad internacional. A sólo cinco años del 2000, el credo de Mahoma despierta temor y resistencia, puesto que para la gran mayoría, la palabra Islam se ha vuelto sinónimo de fanatismo religioso y de muerte.

Sin embargo, vale la pena aclarar que sólo una ínfima minoría (el 10 por ciento) entre los mil millones que abarca el credo musulmán -toda Africa del Norte, pasando por el Oriente Medio, para llegar a India y Asia- sigue la interpretación fundamentalista de la ley coránica. El auge de estos grupos minoritarios de fanáticos ha sido posible, gracias a las victorias que ha logrado el integrismo en los últimos 15 años.

Teherán, julio de 1979: bajo un sol calcinante, un mar de barbudos recibe jubiloso al salvador de Irán, que llega en un avión desde París, donde había pasado varios años de exilio. Una larga silueta ataviada de negro, de rostro ascético y turbante, barba blanca, mirada de águila y ademanes de redentor, el Ayatollah Komeini regresa a su patria, después del derrocamiento del Sha. Es como un rayo caído del cielo. Por primera vez en la historia del mundo moderno, se proclama una república islámica.

Frente al fracaso del modernismo y la occidentalización, el regreso a las leyes fundamentales del Corán se vuelve un hecho, tanto más fácil cuanto Irán sigue la tendencia chiíta del culto musulmán. El Ayatollah impone un código de conducta implacable: se les empiezan a cortar las manos a los ladrones, se aplica la lapidación a las adúlteras, las discotecas son incendiadas, el rock es reemplazado por los sectarios discursos del Ayatollah; frondosas barbas empiezan a poblar las caras de los hombres y la pañoleta que oculta la cabellera de las mujeres es un requisito indispensable para toda buena musulmana. Sin hablar de los ahorcamiento en la plaza pública, las amenazas de muerte a los escritores sacrílegos, la desaparición de musulmanes moderados...

De Sudán a Algeria Diez años después de la proclamación de la primera República Islámica en Irán, Sudán -uno de los países más grandes de Africa- sucumbe al integrismo. Las costas del Mediterráneo se ven amenazadas, sobre todo Egipto, donde los integristas imponen la ley del terror y asesinan al entonces presidente Anwar El Sadat, en 1981. Se estima que en la actualidad, regiones enteras del Alto Nilo están dominadas por militantes integristas.

Al clausurarse el 94, la escalada islamista se ha apoderado de Algeria donde el brazo armado del FIS (Frente Islámico de Salvación) ha aterrorizado, no solamente a la población del país magrebi, sino que ha sembrado una gran inquietud en Europa, después del secuestro del avión que se dirigía a Francia por un comando suicida, compuesto en su mayoría por menores. Sin olvidar los asesinatos a sangre fría de varios extranjeros residentes en el país mediterráneo. Estas acciones extremistas obedecen a los preceptos de Guerra Santa o Djihad, escritos en el Corán hace más de mil años, según los cuales aquel que muere o mata en defensa de la verdadera fe, tiene asegurado el reino de los cielos .

La increíble historia de Muhammed Islam -que en árabe significa sometimiento a Dios - es una religión monoteísta revelada, al igual que el judaísmo y el cristianismo. Sin embargo, data de una fecha más reciente que estas dos últimas, y precisamente del 622 de nuestra era (año uno de la Hégira), momento en que Mahoma -ya de 52 años- abandona La Meca, donde nació, y se dirige hacia la ciudad de Medina. Como ya lo había pronosticado otro profeta, cinco siglos antes que él, nadie es profeta en su tierra .

Todo empezó en la pequeña aldea de La Meca, en la península arábica, en el 570, año en que nació Muhammed, muchacho soñador y de gran hermosura que se dedicaba al comercio en el desierto africano. A pesar de que no sabía ni leer ni escribir, Mohammed fue el escogido de Dios (Allah), para revelar una nueva religión. No obstante se diferenciaba tanto del judaísmo como también del cristianismo; este nuevo credo tenía algo en común con los dos anteriores: Dios era uno. Ya lo habían dicho Moisés, 2000 años antes y también Jesucristo, 500 años antes que Mahoma.

La nueva religión consistía en un texto que Dios -único y todopoderoso- le había transmitido a la humanidad por intermedio de Mahoma. Este texto, el Corán (que significa libro ), le fue narrado al profeta por el arcángel Gabriel (Djibril en árabe), eterno emisario del Todopoderoso. La revelación se efectuó oralmente a lo largo de 23 años, 13 en La Meca y diez en Medina. Teniendo en cuenta el hecho de que Mahoma era analfabeto, se deduce que le dictaba el texto divino a un secretario que se encargaba de poner lo negro sobre blanco.

Cada año, durante el mes del Ramadán, Mahoma le volvía a recitar al arcángel Gabriel lo que éste le había revelado hasta ese momento. La forma oficial del Corán, aceptada por todos los musulmanes, comprende 114 capítulos (suratas) que son clasificados empezando por los más largos para terminar con los más cortos.

Al día siguiente de la muerte del profeta, el problema de la sucesión se plantea inmediatamente en términos políticos. A quién corresponde liderar a la comunidad musulmana? Considerando que Mahoma no tuvo hijos varones, los compañeros del profeta estimaron que ellos debían seguir la labor emprendida al lado de su maestro, puesto que eran elegidos por sus comunidades. Sin embargo, Alí, yerno y primo de Mahoma, quiere imponer su liderazgo apoyado por un grupo minoritario pero intransigente. Después de varios años de pugnas sangrientas entre los dos grupos, se impone la tendencia mayoritaria partidaria de la tradición, o Sunna . Y es aquí donde empieza la escisión en el Islam. Por un lado, están los sunnitas, moderados, respetuosos de la tradición, y por el otro los chiítas, es decir aquellos seguidores de Alí, que se consideran los únicos sucesores legítimos de Mahoma.

Estas dos opciones han venido enfrentándose a todo lo largo de la historia, y siguen siendo, a las puertas del 2000, las grandes corrientes del pensamiento islámico. El chiísmo -padre del integrismo actual- representa una fuerza de permanente hostigamiento, hasta llegar a la violencia, producto del fanatismo.

Principios del Islam Contrariamente a lo que había predicado Jesús de Nazareth, en una tierra muy lejana a la de Mahoma, el nuevo profeta se pronunció no solamente sobre lo divino sino también sobre todo lo humano: el paraíso, el infierno, la guerra, la justicia, los impuestos, y hasta los pormenores de la vida cotidiana. El Corán, texto perfecto y completo, era la referencia máxima para resolver todas las necesidades, tanto del individuo como de la sociedad. En esa inmensa Arabia, donde convivían un sinnúmero de tribus nómadas y muy distintas entre sí, nada estaba escrito. El Islam llenó ese vacío imponiendo reglas en todos los campos, mezclando necesariamente religión y poder. En todo caso, judíos, cristianos y musulmanes convivían pacíficamente. Sin embargo, independientemente de la corriente adoptada o de la latitud, todo musulmán debe observar unas reglas fundamentales, llamadas los cinco pilares del Islam: 1)Profesión de fe: que consiste en recitar las siguientes palabras: Doy testimonio de que no hay más Dios que Alá, y que Mahoma es su profeta .

2) Plegaria cinco veces al día: el fiel, una vez purificado por medio de las abluciones -actos de lavarse parte del cuerpo-, realiza cinco veces al día y en dirección de La Meca- una oración acompañada de la prosternación a Alá.

3) Ayuno diurno durante el Ramadán: noveno mes del año lunar, consagrado al ayuno absoluto, así como a ciertas privaciones: abstención de alimentos, bebidas, perfumes, tabaco y sexo. Este ayuno empieza al amanecer y se prolonga durante todo el día, hasta la puesta del sol.

4. Peregrinación a La Meca, que todo musulmán debe realizar una vez en la vida. Esta ciudad -que hoy se encuentra en Arabia Saudita- no solamente es el lugar de nacimiento de Mahoma, sino que representa el centro espiritual del Islam. De hecho, allí se encuentra la mezquita más grande del mundo, en cuyo centro está la famosa piedra negra o Ka ba.

5) Limosna legal.

Conquista del mundo A la muerte de Mahoma (año 632), los musulmanes de Medina conforman una pequeña comunidad (Umma), cuyo jefe supremo -El Kalifa- se encarga de hacer respetar la ley coránica o Cha ria. Siguiendo las normas de la Guerra Santa (Djihad), este pequeño estado se extiende rápidamente hasta convertirse en un gran imperio, gobernado -primero por los Kalifas de Arabia- y después por las dinastías Omeyas, Abassidas y Otomanes, sucesivamente. En menos de un siglo -de 632 a 700- un puñado de jinetes árabes ocupa un inmenso territorio que va desde Siria hasta España y desde el Indo hasta el Atlántico. Toda Africa del Norte sucumbe a la arremetida del Islam. A comienzo del 700, los Omeyas ocupan Persia, Pakistán y Afganistán, llegando hasta la lejana China. Sin embargo, es en el siglo X, bajo los Abassidas, que el Islam llega a su apogeo, gracias a la apertura comercial, el cruce de los pueblos y las diferentes culturas, sin olvidar el elemento espiritual. Esa edad de oro se caracteriza por el extraordinario empuje que se le dio a la cultura, la filosofía, la investigación científica, que enriquecieron los patrimonios de cada país. Durante esa época se descubre el álgebra y el cero, la música polifónica y se perfeccionan la medicina, la astrología, etc. Todo en un clima de tolerancia.

Córdoba -en España- es mundialmente apreciada por su célebre mezquita y su biblioteca. Es precisamente por medio de esa ciudad del sur de España que el Islam introducirá a Europa -y a Occidente en general durante más de dos siglos- técnicas y ciencias que sentarán las bases de la cultura moderna.

Qué quieren los integristas? Hoy, diez siglos después de esa edad de oro del Islam, violencia, odio, intolerancia, xenofobia y terrorismo opacan el esplendor de antaño. De hecho, los integristas que amenazan al mundo musulmán luchan por el poder político, caracterizado por un régimen teocrático. A este respeto, Tahar Ben Jellun -conocido escritor marroquí- explica: El verdadero problema no es de índole religioso sino político... En este final de siglo XX, el islamismo se confunde con una ideología de lucha permanente en pos de tomarse el poder. La mejor manera de combatir esa tendencia es consolidar el espíritu del Islam, en su esencia y no en sus representaciones superficiales . Y añade: Nosotros vivíamos en la Medina de Fes, en una casona abierta hacia el cielo. Mis padres eran creyentes y practicantes. Hacían sus oraciones cinco veces al día y aplicaban escrupulosamente las reglas del Islam. Mi hermano y yo frecuentábamos la escuela coránica, donde aprendí el Corán. Hacia los cinco o seis años nos enseña a distinguir entre el bien y el mal, a respetar la religión de nuestros ancestros, a amar al profeta Mahoma, así como a los demás profetas de las otras religiones monoteístas. Nos enseñaban que todos los hombres son iguales frente a Dios. En la casa, nuestros padres completaban esta educación inculcándonos los principios elementales del Islam -y de toda religión- a saber: no mentir, no robar, respetar la persona... En eso consistía amar a Dios... y ser buen musulmán .

Musulmanes colombianos En la actualidad existe en Colombia una comunidad musulmana de aproximadamente 40 mil miembros, de los cuales el 50 por ciento está representado por inmigrantes palestinos y libaneses. La otra mitad -es decir los 20 mil restantes- está conformada por colombianos que han escogido ese credo por convicción.

Desde 1979, existe en Bogotá una Asociación Islámica, que comprende una mezquita. Como explica Ahmed Altayl, ciudadano sirio encargado de guiar a la comunidad en la capital: En la práctica, es el viernes el día que nuestra asociación tiene más asistencia. Aquí nos reunimos a la 1 de la tarde en la sala de oración y durante media hora; además de la plegaria en dirección de La Meca, tratamos algún tema del día, según la audiencia. Teniendo en cuenta que el Islam no tiene clero, escogemos a alguna persona competente para exponer el argumento que nos interesa. Este puede ser de índole educativo, social, político o económico, etc. Aquí se le enseña a cada cual a comportarse según su profesión: ya sea médica o ama de casa, puesto que el Islam -además de una religión es también una ideología- . Ahmed es licenciado en literatura inglesa, pero escogí ser un propagador del Islam no por imitación o tradición, sino por convicción . Además de este centro en Bogotá, Colombia cuenta con mezquitas en varias ciudades como Maicao (donde está concentrada la mayoría de la comunidad musulmana), San Andrés, Santa Marta, Valledupar y Pasto.

Respecto al Islam a nivel latinoamericano, Abu Walid -sirio experto en arqueología y director del Centro Cultural para América Latina con sede en Panamá- añade: En la actualidad, podemos afirmar que la comunidad musulmana en Latinoamérica en general (desde México hasta la Patagonia), es de más o menos seis millones, la gran mayoría de las cuales se encuentra en Brasil. En Colombia, desde 1979, el número de adeptos ha crecido considerablemente .

A la pregunta de qué piensa sobre lo que en Occidente llamamos integrismo , generador de terrorismo, Abu declara serena pero firmemente: Estamos en contra de todo terrorismo, venga de donde viniere... Ya sea terrorismo de Estado o terrorismo de minorías rebeldes . De hecho, estamos apoyando a los musulmanes bosnios, y para tomar un caso de más actualidad, nos alineamos del lado del pueblo chechén, compuesto en su gran mayoría por musulmanes .

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.