Secciones
Síguenos en:
EN MONEDA SUELTA

EN MONEDA SUELTA

Como el nuestro parece ser, definitivamente, el país de las paradojas, ahora se ha registrado una nueva con el pago de las quincenas o de las mesadas a los trabajadores.

Ocurre, en efecto, que algunas empresas han tenido que pagar esas obligaciones en física moneda fraccionaria, porque de una parte los billetes de baja denominación han desaparecido prácticamente, y por otra en algunos bancos les rechazan las consignaciones en esa moneda metálica. Sería conveniente, inclusive por fines de seguridad, que se generalizara el sistema de consignar las quincenas o las mesadas en cuentas de ahorro, pero desde luego ello entraña la obligación de recibir consignaciones en metálico.

En realidad el pago en moneda fraccionaria implica poco menos que una desaparición de los sueldos, por el exceso de fragmentación. Lo cual no deja de constituir otro grave perjuicio para muchos trabajadores de menores ingresos, a quienes además de fragmentárseles el sueldo en exceso se les van a romper todos los bolsillos.

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.