Secciones
Síguenos en:
EL PLAN Y LAS GALLINAS DE LOS HUEVOS DE ORO

EL PLAN Y LAS GALLINAS DE LOS HUEVOS DE ORO

El gobierno nacional ha concretado cuantiosas inversiones en la vía Bogotá-Villavicencio, con un tráfico de 3.500 vehículos día; y en vías en el Caquetá y el Putumayo, algunas con tráficos que no llegan a 20 vehículos día. Una autopista urbana en Bogotá, como podría ser la Avenida Cundinamarca que ha propuesto el IDU, tendría tráficos de más de 25.000 vehículos día en algunos tramos; y sumando los vehículos que la utilizarían en todos los tramos, el número podría superar los 60.000 vehículos diarios.

Todas las inversiones públicas son buenas. El problema es que los recursos son escasos. Es necesario escoger aquellas que sean más prioritarias. Esta escogencia es tan difícil como importante; por eso tiene el mayor interés la discusión del Plan de Desarrollo que realizará el Congreso en las próximas semanas.

Si una empresa tiene un producto muy rentable, lo racional es canalizarle más recursos al incremento de esa producción, que al de otras menos rentables.

En la era de la apertura se critica el modelo de sustitución de importaciones, que le sacaba recursos a sectores agrícolas competitivos, para canalizarlos a una industrialización ineficiente. Actualmente se hace algo muy similar, cuando el Estado, que obtiene la mayor parte de sus recursos en las grandes ciudades, se los lleva de allí hacia las demás regiones del país.

Hoy la capacidad productiva del país se concentra en las grandes ciudades. Allí está la mayor parte de las máquinas y la gente más calificada y por lo tanto más productiva. Hacerles perder una hora diaria en trancones a profesionales y técnicos altamente especializados, tiene un costo muy alto para el desarrollo nacional.

Un criterio para la distribución de los recursos de inversión del Estado, tiene que ser el impacto sobre el crecimiento económico. Dónde produce más crecimiento una inversión? Dónde genera más ahorro de recursos? Por ejemplo, el ahorro de una hora diaria en el tiempo en que los vehículos de Bogotá están encendidos, produce ahorros anuales de combustible por un valor superior a los 200 mil millones de pesos. Sin embargo, las principales ganancias estarían constituidas por el tiempo ganado por la gente y por la menor contaminación.

Aunque sea difícil, es necesario comenzar a cuestionar la conveniencia de construir carreteras con tráficos casi nulos, que propician la destrucción de las selvas y no aportan mayor cosa a la producción nacional.

Pero el asunto no es sólo económico. Cualquier inversión social en escuelas, centros de salud, recreación, beneficia a muchos más colombianos si se hace en los barrios marginados de las grandes ciudades, que en cualquier otro sitio del país.

No se trata de abandonar las regiones del país por fuera de las grandes ciudades. Pero hay que equilibrar mejor la distribución de los recursos del Estado. Son las grandes ciudades las que aportan la mayor parte de los recursos a las demás regiones; si las ciudades funcionan mejor y producen más, van a generar más recursos para transferir al resto del país. En otras palabras, no podemos matar a la gallina de los huevos de oro, para sacárselos todos de una vez. Por el contrario, hay que alimentarla bien, para que sea cada vez más productiva.

En esta era urbana, en que el 70 por ciento de la población colombiana vive en las ciudades, y el 45 por ciento en las 10 ciudades más grandes, el gobierno nacional no puede soslayar su responsabilidad para con las grandes urbes. Que Planeación Nacional o los expertos que se quiera, evalúen objetivamente, ya sea en términos económicos o sociales, dónde es más rentable la inversión del gobierno nacional.

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.