Secciones
Síguenos en:
INTOXICADAS 18 PERSONAS POR AMONIACO

INTOXICADAS 18 PERSONAS POR AMONIACO

Unas 18 personas resultaron intoxicadas ayer debido a un escape de gas amoniaco que se registró en la empresa procesadora de pescado Colapia, situada en el corregimiento de Robles, jurisdicción de Jamundí, en el sur del Valle.

Aunque las autoridades sanitarias no reportaron personas muertas por la inhalación del químico, varias personas afectadas tuvieron que ser trasladadas de emergencia al hospital de Jamundí y a los centros asistenciales de Cali.

La fuga se presentó hacia las 9 de la mañana cuando una válvula de refrigeración, que está conectada a los cuartos fríos, sufrió una avería técnica, informó Julio César Quintero, gerente administrativo de Colapia.

El escape duró 20 minutos y provocó síntomas de ahogo, nauseas y vómito en 17 trabajadores de la empresa y un habitante del sector. La procesadora funciona desde hace siete años en este lugar y actualmente cuenta con una planta de 380 trabajadores.

Al parecer, la válvula dejó de funcionar porque una partícula extraña obstaculizó el dispositivo, Sin embargo, los directivos de Colapia informaron que aún no existe nada concreto sobre las causas que originaron el escape, pues apenas en la tarde de ayer se iniciaron las pesquisas con asesoría de los técnicos de la compañía japonesa que instaló los cuartos fríos.

Los intoxicados fueron Luz Mery Díaz, Deyanira Lucumí, Cilia Rodayeja, Dazier Izajar, Eduardo Moreno, Janeth Gordillo, quienes permanecían en observación en las horas de la tarde en el puesto de salud de Robles. En este lugar fueron dados de alta Flor Elisa Mancilla, María Isabel Amún, Zulma Sandoval y Marinela Balanta.

Al hospital de Jamundí fueron trasladados Araminta Valencia, Aura María Paz, Alejandra Ruiz, Luis Barona. Entre tanto, en la clínica Rafael Uribe Uribe de Cali fueron atendidos Juan Carlos Tenorio, César Cruz, Ermila González y Zoraya Viveros.

En Cali, el pasado 16 de febrero, unas 10 personas resultaron afectadas por inhalación de gas cloro en un barrio del centro de la ciudad.

El hecho se presentó cuando los operarios de una empresa distribuidora de químicos mezclaron de forma accidental ácido clorhídrico con hipoclorito, lo que produjo gas cloro liberado al aire.

El día anterior se presentó otro escape de gas amoniacal en la empresa procesadora de aves Proaves, que causó alarma entre los habitantes del barrio El Troncal.

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.