Y DEL AHORRO PROGRAMADO

Y DEL AHORRO PROGRAMADO

En su propósito de mejorar la calidad de vida de los colombianos, el Gobierno Nacional puso en funcionamiento el ahorro programado para ayudar a impulsar los programas de vivienda. En este aspecto -dijo Alberto Gutiérrez Bernal, presidente de la corporación Colmena- este ahorro se convirtió en un apoyo para el aspirante al subsidio. Es manejado como cuenta Upac y es el ahorro de una cantidad fija de acuerdo a su plan de endeudamiento .

31 de diciembre 1993 , 12:00 a.m.

La estrategia de Colmena, corporación líder en este programa, ha logrado un cubrimiento amplio y unos resultados estimulantes. Es así como de agosto a noviembre de este año el ahorro programado creció un 25 por ciento. En cuentas presenta la suma de 1.000 millones de pesos y 7.000 cuentas a nivel nacional.

En la actualidad, otras corporaciones, por ejemplo Granahorrar, se encuentran en la etapa de implementación del programa. Sin embargo, no dudan en resaltar la importancia del ahorro programado y sus ventajas.

Entre estas se encuentran, aparte de permitir una programación en el tiempo y complementar los aportes para postularse al subsidio, la obtención de la rentabilidad para el ahorro, además de contar con la red nacional de oficinas de cada una de las corporaciones participantes en el programa.

Para el desarrollo del proyecto se mira el precio de la vivienda y los ingresos del grupo familiar que deben ser por lo menos dos personas. Se hace el estudio y se evita que superen los cuatro salarios mínimos. De allí, la corporación toma el valor de la vivienda y contribuye para cubrir la cuota inicial del 30 por ciento.

En el momento de empezar a ahorrar, la persona puede solicitar el subsidio. Según explicó Alberto Gutiérrez, en la corporación se da el certificado para el Inurbe. El ideal es que no retire y ahorre pues así obtiene puntos para lograr más fácilmente el subsidio.

En febrero de 1993 se dieron las primeras experiencias del programa de ahorro programado, que fue tomado de la experiencia chilena. El Inurbe, explicó Ana Beatriz Becerra, gerente de productos de captación de Colmena, tiene un proceso específico para mirar solicitudes. Una de las prioridades es la fecha de la apertura de la cuenta.

Es para todo tipo de vivienda, incluyendo lotes con servicios hasta vivienda de interés social. Hemos hecho un gran esfuerzo publicitario con participación en ferias, utilización de los medios de comunicación, especialmente programas radiales, visita a empresas, talleres de capacitación y el trabajo de nuestra red de oficinas para fomentarlo ,concluyó Becerra.

Según Gonzalo Sierra, vicepresidente financiero de Concasa, en marzo de este año esta corporación inició el programa y no ha tenido dificultades en su desarrollo. De pronto, precisó, falta mayor divulgación a nivel masivo con la utilización de la radio y la televisión.

El vicepresidente financiero de Concasa insistió en que el ahorro programado hace parte de una filosofía que pretende educar ciudadanos y mejorar la familia con el mejor ejemplo. El mismo que transmiten los padres a sus hijos que saben que, gracias al esfuerzo de ahorrar es posible tener casa propia.

Sin embargo, no todo es color de rosa y la iniciativa también soporta críticas. Según el documento Análisis de la oferta y la demanda de edificaciones en la ciudad , elaborado por la Cámara Colombiana de la Construcción, Camacol, seccional Cundinamarca, para el caso de Bogotá, uno de los vacíos en la implementación del programa de vivienda es que se ha diseñado con mecanismos formales para acceder a la población que, en su mayoría pertenece al sector informal.

El estudio precisa que alternativas que permitirían un mayor acceso de esta población, como son las cuentas de ahorro programado, no han presentado el dinamismo esperado, pues después de un año de funcionamiento no parecen haber tenido una gran difusión, dado que al mes de agosto de 1993 se habían abierto cerca de 7.000 cuentas en todo el país que, ante las solicitudes presentadas para la adjudicación del subsidio, representan un bajo porcentaje.

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.