Dolor en Murindó tras hallazgo de avión estrellado de ex alcalde

Dolor en Murindó tras hallazgo de avión estrellado de ex alcalde

La bandera de colores verde, amarillo y blanco de Murindó, en el Atrato Medio antioqueño, ondeaba ayer a media asta sobre el techo de la alcaldía, como señal de duelo por la aparición, destrozada, de la avioneta que el jueves pasado partió desde allí con el ex alcalde Elías Palacio, su esposa y sus tres hijos. (VER GRAFICO)

09 de enero 2008 , 12:00 a.m.

Aunque ayer los organismos de socorro no habían llegado por tierra hasta el sitio del percance aéreo, lo agreste del terreno y el grado de destrucción de la aeronave hacen presumir lo peor.

Por eso, los 3.800 habitantes que guardaban la esperanza que el ex alcalde y su familia estuvieran con vida, perdieron la ilusión. La noticia ayer fue el hallazgo de los restos del aparato esparcidos en lo más alto del cerro El Burro, a 3.650 metros de altura en Urrao, suroeste antioqueño.

“El pueblo está conmovido. Fue un alcalde que dejó huella”, dijo el secretario de Gobierno, Evangelista Quejada.

Entre los proyectos que quedaron en la memoria de sus habitantes se encuentran la pavimentación del 40 por ciento de las vías, el acueducto, la interconexión eléctrica y el cultivo de guayabas para madres cabeza de familia.

Por eso, ese jueves en la mañana, antes de que la avioneta tipo Cessna de la empresa Heligolfo con matrícula HK 2788 partiera de Murindó al mando del capitán Pedro Ángulo, 200 habitantes llegaron a la pista del aeropuerto local con palos, picas y hasta motobombas. La misión: sacar toda el agua, piedras y fango que el río Murindó había dejado allí cuatro meses antes en una de sus acostumbradas ‘incursiones’ al casco urbano.

Hasta el ex mandatario, su actual esposa, María Sofía Mosquera, oriunda de Cali, y sus tres hijos, Alison, de 18 años, Jhonatan, de 17 (hijos del primer matrimonio de Palacio) y Juan David, de 13, participaron en la limpieza.

Todos iban a Medellín a pasar unos días de descanso antes de viajar a Cali, donde Alison seguiría sus estudios de administración de empresas mientras que sus dos hermanos esperaban entrar ayer a un nuevo año de colegio.

Luego, cuando salió la avioneta, a las 4:40 p.m., los habitantes los despidieron con aplausos. La aeronave debía llegar al aeropuerto Olaya Herrera de Medellín una hora después, pero justo cuando sobrevolaba el cerro El Burro perdió contacto con la torre de control.

Una búsqueda infructuosa Desde ese día, las operaciones de búsqueda se concentraron en esa zona con cerca de 40 socorristas de la Defensa Civil y de la Cruz Roja, apoyados por el Ejército y la Fuerza Aérea.

“Ayer al fin la logramos ver desde el aire. Está destruida y al parecer chocó de frente. Esperamos en tres días llegar por tierra al sitio, pues es una zona muy agreste”, explicó John Fredy Rendón, director del Departamento de Prevención y Atención de Emergencias de Antioquia.

Ayer también se logró rescatar a dos socorristas que resultaron heridos con fracturas por caídas en medio de las operaciones terrestres que se desarrollaron en una selva tupida y con pendientes de casi 70 grados.

Aún se desconocen las causas del accidente, pero al parecer el piloto habría desviado la ruta programada sobre el cerro El Burro unos nueve kilómetros para evitar el mal clima que reinaba en la zona.

EL BURRO, UN PICO DIFÍCIL DE SORTEAR PARA LOS PILOTOS El cerro El Burro, un pico de 3.650 metros de altura (algunos datos hablan de 4.050 metros) es reconocido por su dificultad para las operaciones aéreas que deben pasar sobre la zona de Urrao, en el suroeste antioqueño.

El mal clima que reina en la zona y la baja visibilidad dificultan la labor de los pilotos que, en muchos casos, deben orientarse de forma visual para superar el pico. Además, deben superar las bajas temperaturas y los fuertes vientos.

El cerro lo conoció todo el país en 1993, cuando un Boeing 727-100 de matrícula HK 2422 de la aerolínea SAM, que partió de Panamá rumbo a Medellín, se estrelló de frente contra El Burro. En la nave iban 132 ocupantes. En el accidente no hubo sobrevivientes.

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.