COLFECAR RECHAZA ALZA EN PEAJES

COLFECAR RECHAZA ALZA EN PEAJES

Los transportadores de carga rechazaron el reajuste del 19 por ciento en el valor de los peajes, el cual comenzará a regir el primero de enero próximo. Entre tanto, el alcalde de Bogotá, Jaime Castro, dijo que no se podía comprometer a aplazar hasta febrero el incremento de las tarifas del transporte urbano en la capital.

22 de diciembre 1993 , 12:00 a.m.

El funcionario agregó que la sugerencia del ministro de Hacienda, Rudolf Hommes, no podrá ser atendida debido a que el Distrito se comprometió con los transportadores a reajustar las tarifas a comienzo de año. Afirmó que probablemente la próxima semana se definirá el alza, la cual entraría a regir en los primeros días de enero.

A su turno, la Federación Colombiana de Transportadores de Carga por Carretera (Colfecar) manifestó que durante 1993, por concepto de peajes, el Ministerio de Obras recibió más de 110.000 millones de pesos, de los cuales se invirtieron cerca de 68.000 millones en mantenimiento y construcción de vías, es decir, unos 42.000 millones de pesos tendrán que devolverse al Tesoro Nacional.

Contrasta este hecho con el estado de la red vial, donde es recurrente el mal estado de la carretera Cali-Buenaventura, Bogotá-Medellín, Bucaramanga-Barranquilla, Medellín-Barranquilla y la Vía Panamericana, así como la red vial de la Costa Atlántica .

Según Colfecar, para 1994, con el incremento del parque automotor y sin aumentar la tarifa de peaje existente, el Gobierno recaudaría más de 130.000 millones de pesos, es decir, el doble de los recursos asignados en el 93 para mantenimiento de vías.

En opinión de los transportadores de carga, con el incremento del 19 por ciento para las tarifas de los peajes, el Ministerio del Transporte recibirá el próximo año más de 150.000 millones de pesos, un incremento del 120 por ciento en los recursos que deben ser aplicados a mantenimiento vial, con respecto a las inversiones realizadas en 1993.

Colfecar sostiene que la función del peaje, a diferencia de los impuestos, es la de contribuir al mantenimiento de la carretera por la cual se paga.

El gremio afirma que esta destinación específica ha sido modificada por el Gobierno, lo que ha convertido el peaje en un recaudo para construcción y mantenimiento de vías de cualquier región del país, sin tener en cuenta el lugar donde se originaron los recursos.

Colfecar propuso suspender el cobro de los peajes en las carreteras y obtener los recursos para mantenimiento vial de una sobretasa a la gasolina que debe recaudarse en todo el país.

El ingreso total de esta sobretasa constituiría un fondo de conservación vial, cuyo único objeto debe ser la administración y distribución de recursos para el mantenimiento de la red de caminos, tanto rurales como urbanos.

Este impuesto a la gasolina sería de solo 1,20 pesos por galón.

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.